El Debate del Estado de la Nación no ha dejado indiferente a nadie. Este año, a pesar de los cambios en los líderes del PSOE e IU, ha sido, sin duda, el debate más duro para el Presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, el cual se ha visto en más de una ocasión acorralado por los diferentes grupos parlamentarios, en especial por el líder socialista, Pedro Sánchez.

La primera intervención del señor Rajoy se limitó a repetir los mismos argumentos a lo largo de toda su intervención, la cual duró una hora y 35 minutos aproximadamente.

En ella repitió la palabra "empleo" en 35 ocasiones, "España" en 37, "españoles" 29, "Gobierno" fue nombrado en 30, entre otras, como "Social" y "Europa", según la agencia de noticias EuroaPress. Además, se limitó a leer el discurso con el que abrió el debate.

Sin embargo los problemas llegaron cuando empezaron a llegar las refutaciones por parte del Grupo Socialista. El señor Sánchez comenzó su intervención con claras evidencias de que no estaba dispuesto dejarle pasar un solo error durante esta legislatura.

El líder socialista le sacó a relucir temas como la falta de concienciación con el pueblo español y le acusó de destrozar la sociedad con sus reformas en los tres años de esta legislatura. Rajoy se limitó a contestarle con los errores del pasado de su partido, el PSOE.

A pesar de esto, el gran tanto anotado por el partido socialista fue, sin duda, el tema de la corrupción. Ante las acusaciones de Rajoy sobre presuntos corruptos en las filas del Partido Socialista Obrero Español, Sánchez le respondió: "Me echa en cara casos de corrupción.

Y yo le digo, señor presidente, lecciones de usted sobre corrupción, ninguna.

Yo soy un político limpio, señor Rajoy, ¡Lo soy! Acto seguido le preguntó por su ex secretario J.L Bárcenas, donde le hizo una comparativa entre el señor Bárcenas y el PP, además de remarcarle la estrecha relación que tenían el presidente del gobierno y su ex secretario, según el propio Bárcenas declaró, y sacó a coalición los mensajes que le mando vía WhatsApp.

Tampoco perdió la oportunidad de recordarle las acusaciones pendientes que tiene el PP en el juzgado.

Debido a todas estas duras intervenciones por parte de los socialistas, el presidente del gobierno comenzó a perder los papeles y pasó de argumentar y debatir a insultar y descalificar. Una de sus declaraciones más criticadas y en la que más perdió las formas fue, y con la que acabó su intervención en lo correspondiente al debate con el PSOE, la siguiente: "Yo me lo tomo a usted bastante más enserio que muchos de los suyos.

Y mi trabajo me cuesta. No vuelva usted aquí a hacer y a decir nada. Ha sido patético".

Otros titulares que ha dejado el Debate del Estado de la Nación de este año han sido algunos como la acusación por parte del señor Mariano Rajoy al señor Pedro Sánchez de limitarse a leer los papeles, cosa que el señor Rajoy ha hecho también.

El PP no solo ha quedado como perdedor del debate en algunas publicaciones como El País, sino que, además, ha suscitado otra polémica los actos de la vicepresidenta del congreso al ser pillada in fraganti jugando al Candy Crush durante una de las intervenciones del señor Rajoy.

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!
Haz clic para leer más