Una agente de la policía municipal ha fallecido esta mañana como consecuencia de las heridas recibidas en un tiroteo que se ha producido al sur de París, entre las ciudades de Malakoff y Montrouge, tras un accidente de circulación en la zona de la Puerta de Chatillon. Su compañero ha resultado también herido en dicho tiroteo y se encuentra en estado crítico, según han informado los medios. El autor de los hechos, que portaba un fusil de asalto y una pistola, sigue huido y está siendo buscado por las fuerzas de seguridad.

Se ha detenido como sospechoso a un hombre de 52 años, pero las autoridades galas han manifestado que no se trata del asesino.

Una periodista de la cadena gala Radio Europe 1, que se encontraba en el lugar de los hechos, ha declarado que el accidente de tráfico se produjo sobre las 7:15 de la mañana, momento en que los dos agentes municipales se presentaron allí. Dos hombres vestidos de negro aparecieron entonces, y uno de ellos, que llevaba una mochila, ha abierto fuego contra los agentes con un fusil de asalto Kalashnikov, cuyo fatal desenlace ha sido la muerte de la agente municipal, de 34 años de edad y que se encontraba en prácticas.

No hay datos aún para vincular este suceso con el atentado yihaidista que se produjo ayer en París.

Se han registrado también otros actos de violencia, desde el trágico atentado de ayer a la sede de la revista satírica “Charlie Hebdo”, que costó la vida a doce personas y que hoy condena el mundo entero, como un brutal ataque a los valores democráticos y a la libertad de expresión. En la ciudad de Le Mans se han lanzado tres granadas contra un mezquita, aunque no ha habido que lamentar daños personales.

Una sala de rezo musulmán en Pourt-la-Nouvelle ha sido objeto de varios disparos, y un local de Kebab, que se encuentra situado junto a una mezquita, en Villefranche sur Saône, en las inmediaciones de Lyon, ha sufrido igualmente una explosión de origen criminal.

El ministro de Interior francés, Bernard Cazaneuve, ha advertido que se pueden producir nuevas manifestaciones de violencia como reacción al atentado contra la redacción del semanario galo, y pide “respeto, unidad y cohesión”.

Respecto a la posibilidad de nuevos atentados terroristas en territorio francés, Cazaneuve ha manifestado que se han aumentado todas las precauciones, pero que lamentablemente no se puede hablar de riesgo cero”. Todo el país se ha sumando al minuto de silencio por los fallecidos convocado para las 12:00 del mediodía de hoy, declarado día de luto nacional en Francia, y centenares de personas se reúnen en estos momentos en la Plaza de los Derechos Humanos, en el parisino barrio de Saint-Denis, para rendir homenaje a las víctimas del terrible atentado perpetrado ayer.

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!
Haz clic para leer más