El terrible atentado ocurrido esta mañana en París contra el semanario satírico francés,"Charlie Hebdo", que le ha costado la vida a doce personas, entre los que se encuentran el director de la revista y dibujante Stéphane Charbonnier, más conocido como Charb, así como los caricaturistas Cabu, Wolinsky y Tignous, muy populares en Francia, ha provocado que se tome la decisión de elevar al nivel 3 de alerta antiterrorista en España.

El ministro del Interior, Jorge Fernández Díaz, lo ha anunciado en la rueda de prensa de urgencia convocada esta misma tarde, tras reunirse con los máximos responsables de la lucha antiterrorista en nuestro país de la Policía Nacional, la Guardia Civil, el Centro de Inteligencia contra el Terrorismo y el Crimen Organizado (CITCO) y el Centro Nacional de Inteligencia (CNI).

No obstante, ha manifestado que no hay motivos para la alarma, pero que sería una imprudencia no tomar esta medida de activación adicional para el nivel de alerta, que en cualquier caso será transitoria, y se ha tomado también en países como Estados Unidos o Reino Unido.

España se encontraba desde el pasado mes de septiembre en nivel 2, es decir, en grado alto de riesgo de atentado terrorista, tras la decisión tomada por Interior de elevarlo debido a la gravedad del conflicto sirio, la inestable situación de Irak, y en especial por la decapitación de varios occidentales a manos de la organización terrorista Estado Islámico (EI o ISIS, por sus siglas en inglés).

Existen en nuestro país cinco niveles de alerta antiterrorista: el nivel de Normalidad (sin riesgo de atentado), el nivel 1, que supone un riesgo medio, el nivel 2, grado alto de riesgo de atentado, el nivel 3, que implica un riesgo muy alto, y el nivel 4, el máximo, que establece el riesgo extremo.

El ministro se ha referido a la amenaza genérica que compartimos todos los países occidentales, aunque ha asegurado que no existe ningún factor objetivo que permita hablar de un riesgo adicional de atentado en nuestro país.

Sin embargo, ha señalado que se desplegarán unidades especiales de intervención de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado, principalmente antidisturbios, para brindar protección a personas y lugares que puedan ser considerados como posibles objetivos de un acto terrorista. Entre estas infraestructuras críticas, susceptibles de una mayor protección, se encuentran aeropuertos, estaciones de autobuses y tren, dependencias oficiales y policiales e instalaciones eléctricas.

Fernández Díaz ha declarado también que ha trasladado su pésame a las autoridades galas por el terrible suceso, y ha ofrecido su plena colaboración al país vecino.

Informó igualmente que, tras el trágico atentado, ha estado en contacto permanente con el presidente del Gobierno y la Fiscalía de la Audiencia Nacional, que a su vez ha estado en contacto con la Audiencia francesa. El Rey, Felipe VI, también ha manifestado su repulsa y conmoción por este brutal atentado, y ha reafirmado la determinación de nuestro país de seguir luchando contra la violencia terrorista y por la defensa de los principios y valores democráticos, como la libertad de expresión, que tan cara le ha costado al equipo de Charlie Hebdo.

Según las propias palabras de Charb, en una entrevista concedida hace dos años al diario Le Monde: "Prefiero morir de pie a vivir de rodillas".

Tristemente proféticas.

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!
Haz clic para leer más