Mientras el presidente de la Generalitat Artur Mas y el líder soberanista catalán Oriol Junqueras siguen sin encontrar un acuerdo a la hora de convocar elecciones anticipadas, una encuesta oficial del Centro de Estudios de Opinión catalán (el CEO) anuncia que el "No" a la independencia ha ido ganado fuerza estos últimos meses, hasta el punto de situarse unas pocas décimas por encima del "". Ante la pregunta "¿Quiere que Cataluña se convierta en un Estado independiente?", un 45,3% de los catalanes estaría en contra, mientras que los partidarios de la independencia representan el 44,5%. De los demás encuestados, un 7,5% de ellos no sabe qué respondería y un 2,8% no quiso contestar.

A pesar de que prácticamente se trata de un empate técnico entre el "Si" y el "No", es la primera vez desde el año 2012 -cuando Artur Mas empezó su segundo mandato como presidente- que el número de contrarios a la separación es superior al de los independentistas. Además, esta encuesta se realizó la semana pasada, es decir, justo un mes después de la pseudoconsulta del 9 de noviembre en la que el 81% de los participantes votaron a favor de la separación (con una participación del 38%).

La encuesta publicada por el CEO este viernes muestra también la intención de voto que tendría cada partido. Los resultados muestran un Parlamento catalán muy dividido -hay un total de ocho partidos- y con todas las formaciones lejos de los 67 diputados que marcan la mayoría absoluta. Uno de los que más cae es precisamente el partido del gobierno. CIU, que actualmente tiene 50 diputados, bajaría hasta los 34-36, prácticamente los mismos que Esquerra Republicana, que viviría un aumento considerable al pasar de 21 a 34-35. En tercera posición estaría Ciutadans, que ha logrado reunir buena parte del voto contrario a la independencia y sumaría entre 14 y 16 diputados. Por su parte el PSC, tradicionalmente la segunda fuerza en Cataluña, seguiría en caída libre y quedaría como cuarta fuerza política casi con los mismos diputados que el PP catalán (entre 11 y 13 escaños). Sorprende también la irrupción de Podemos, escéptico a la hora de apoyar el independentismo, que conseguiría entre 9 y 11 diputados. Luego, Iniciativa y la CUP estarían entre los 7 y los 8 representantes parlamentarios.

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!