¿Pensabas que ya no ibas a saber nada más de Ana Mato? Si es así estás en un gran error. Ha sido nombrada vicepresidenta primera de la Comisión de Cooperación Internacional. Un puesto por el que obtendrá un poco más de mil euros, adicionales a su sueldo de diputada. No está mal su salario, hagan cuentas. Unos 2800 euros por ser diputada, más 800 euros para gastos por ser diputada de Madrid, más mil 46 por gastos de representación por haber sido elegida vicepresidenta de la Comisión más pagos extras. Unos 4700 euros al mes y sin estar en el candelero. Podemos decir que le ha tocado la lotería, y no ha tenido que esperar al 22 de diciembre.

La ex ministra ha sido proclamada en este cargo con sólo 24 votos a favor (todos del Partido Popular). El resto de los votos provenían del Partido Socialista Obrero Español y Convèrgencia I Unió (10 votos en blanco). El resto de partidos de la Cámara ha preferido no acudir a la reunión.

Ana Mato ha ocupado ya su asiento para tomar posesión de su nuevo cargo y ha recibido la felicitación de varios miembros de la Comisión como Sara Cobos, Delia Blanco o Carlos Aragonés. A la salida de la comisión Ana Mato manifestó que está muy contenta por ocupar este nuevo cargo. Los puestos de las Mesas de Comisiones son institucionales que los grupos parlamentarios utilizan para premiar a sus diputados más destacados.

La pregunta que muchos se hacen es la siguiente: ¿merecía Ana Mato este puesto?

No olvidemos que Ana Mato ha sido protagonista en las noticias y no precisamente por la buena labor que ha ejercido mientras que ha estado al frente del Ministerio de Sanidad. Tras la crisis del ébola, la ex ministra dejó el Gobierno el pasado 27 de noviembre, ya que el Juez Pablo Ruz la consideró "partícipe a título lucrativo" de la trama Gürtel.

Recordemos que Ana Mato puede ser condenada y debería devolver el importe de los gastos que ha disfrutado. Entre estos gastos estaban un bolso Louis Vuitton, dos fiestas de cumpleaños, la comunión de su hija…

¿Le irá mejor en el nuevo cargo a Ana Mato? El tiempo lo dirá. Que se echen a temblar los compañeros de la Comisión.

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!