Croacia logró una importante victoria ante Argentina en la Copa Mundial de la FIFA 2018 logrando una goleada ante los sudamericanos por 3-0 y ponerse así en la cima del Grupo D. Esto dejó al borde de la eliminación al seleccionado dirigido por Sampaoli. Un hecho que no se repite desde el 2002, torneo al que llegaron los argentinos con todos los atestados de favoritos para ganar la Copa del Mundo de ese año.

Para la edición del 2018, los argentinos llegaron como una verdadera incógnita, pese a conocerse claramente su potencial en el Fútbol, el seleccionado de Argentina [VIDEO] es muy irregular. No logra amalgamar un equipo que juegue como tal, pareciera cuando están en el terreno que es la primera vez que se ven y no logran esa fortaleza como equipo, no encuentran esa unión que es importante para hacer bien las cosas en el campo de juego.

Lionel Messi no es el líder que llevará a buen puerto al seleccionado de Argentina

Lionel Messi es como un soldado errante, busca ayuda, busca a sus compañeros, pero nadie logra hacer conexión con él. Aunque, no imaginamos una selección de Argentina [VIDEO] sin la pulga, si es un desastre con la colaboración del crack del FC Barcelona, podría ser peor sin el capitán.

La derrota ante Croacia los pone al borde del precipicio, depende de lo que hagan todos los equipos del grupo, ya no depende de sí misma y estamos a un paso de ver uno de los mayores ridículos de Messi y de la selección de Argentina en la historia.

Era un grupo accesible, no podía fallar ante equipos como Nigeria que ha venido a menos en los últimos tiempos, no se podía fallar ante la revelación de la última Eurocopa de Naciones.

Incluso Croacia estaba como el equipo que podía acompañar a los argentinos a la siguiente ronda, pero que no era una amenaza seria para la poderosa selección de Sampaoli.

Argentina es un desastre total desde el 2014

Sin embargo, Croacia desenmascaró al mejor del mundo y a su selección, el 3-0 es el reflejo de la crisis que atraviesa el fútbol argentino desde hace mucho tiempo a nivel de selección, que han visto como se les ha escapado en dos ocasiones la Copa América ante Chile. La derrota ante Alemania en Brasil en la final del campeonato del mundo es otro de los ejemplos de los malos momentos. Pues esa final, a pesar de que han pasado cuatro años, fue como el detonante para iniciar una serie de fracasos, desde ese día el seleccionado argentino es un mar de dudas.

El minuto 53 ante Croacia va a quedar marcado como el momento clave para los argentinos en este mundial, un error monumental de Willy Caballero que fue la causa del gol que dejó sin reacción a los jugadores de la albiceleste. Un error que mató la ilusión de los aficionados en la gradería y de los argentinos en general que esperaban más de su equipo.