No es la primera vez que algo como esto sucede en Venezuela, en las protestas del 2014, un estudiante fue despojado de su vestimenta por expresar su rechazo al gobierno y por segunda vez, dos años después, a los seminaristas disidentes, les aplican el mismo castigo, como lo hacía Hitler a los judíos para degradarlos y avergonzarlos delante de todos.

El Periodista Leonardo León fue quien a través del twitter informó acerca de lo que iba aconteciendo con los Seminaristas, a quienes no sólo les quitaron sus ropas sino que se las quemaron y además los golpearon brutalmente y los escondieron dentro de una alcantarilla.

También por twitter el Padre José Palmar, férreo opositor del régimen comentó:

¨La vejación contra los Seminaristas de Mérida refleja el grado de bestialidad del chavismo y el nivel de aberración de Maduro y su lobbie¨

Las voces de protesta de diferentes personajes de la sociedad venezolana tampoco se hicieron esperar a la hora de condenar este fatal hecho acontecido el pasado viernes 1 de Julio en la ciudad de Mérida, donde esperaban la visita de Lilian Tintori, esposa del preso político Leopoldo López.

El Diputado William Dávila rechazó de manera categórica lo acontecido con los 5 seminaristas e hizo responsable al Gobernador del Estado Mérida, a quien culpa de apoyar a los colectivos quienes desnudaron y golpearon a los jóvenes, por lo cual Dávila dijo:

¨Es una demostración más, de la degradación en  la que estamos sometidos por la acción de un gobierno de malandros y de vándalos, que protegen y  amparan, la acción fascista de grupos colectivos armados, quienes con total impunidad y a plena luz del día, se ensañaron contra estos seminaristas  cometiendo graves delitos contra su dignidad y honor, al desnudarlos, golpearlos y luego hacerlos correr  en las inmediaciones de la  avenida Don Tulio Febres Cordero”

En su twitter, Lilian Tintori informó acerca de la Misa que tendrá lugar en el Seminario de Mérida en solidaridad con la iglesia y los jóvenes agredidos..

Vídeos destacados del día

Los venezolanos ya están hartos de todos los atropellos cometidos por el régimen dictatorial y añoran el día de que llegue el Referendo Revocatorio para comenzar a recuperar la Democracia perdida y los Derechos Humanos básicos para vivir en paz.