Todo ha sido una incógnita y toda  especulación, por parte de la ciudadanía y las diversas fuentes de información, ha sido poca en relación a lo que atañe a las listas electorales del partido popular.

Por Madrid y acompañando a Mariano Rajoy irá como número 4, el ministro Cristóbal Montoro, algo que no parece haber sentado demasiado bien a Esperanza Aguirre, o al menos no es de su  agrado.

En la misma lista electoral ha sido la ex – presidente y actual portavoz del principal partido de la oposición del ayuntamiento de Madrid, quien ha introducido a tres de sus candidatos más  fieles o de su máxima confianza. El que ostenta el puesto más alto, en concreto el número 13 de la lista por Madrid,  es el actual alcalde de Boadilla, Antonio González Terol, candidato que se presenta con graves problemas por la manera en la que se han enfrentado en la localidad expuesta en lo que concierne a la trama Gürtel. El segundo espada propuesto por Aguirre queda relegado al puesto número 20, será el actual alcalde de Alcorcón, David Pérez y ya en el número 23 estará Gador Ongil.

Por el contrario los seguidores de la corriente del ex – presidente José María Aznar han corrido peor suerte. Tras el rifi rafe de acusaciones públicas que ambos se han dedicado, el presidente de gobierno en funciones ha decidido no incluir en su lista, ni Carlos Aragonés que ha sido desplazado a las listas para el Senado, donde ostenta el tercer lugar y de Gabriel Elorriaga sólo se puede decir que no va en la lista de Madrid.

Otro punto conflictivo y muy crítico por todas las fuentes es la lista de Cádiz. En dicha lista  se observa como la ex – alcaldesa, María José García Pelayo,  es incluida como número dos por la circunscripción de Cádiz, una lista que encabeza la ex – regidora también, gaditana Teófila Martínez. El primer comentario crítico ya no sólo de las fuentes externas, sino también internas al partido es que, “no se premia al buen político, se han llevado a cabo listas para refugiar a los amiguetes y tras perder su puesto en las municipales y autonómicas, ahora encabezan las listas para refugiarse al menos cuatro años en el #Congreso de los Diputados.

Por otro lado destaca que García-Pelayo está siendo investigada por el Tribunal Supremo, ya que su condición de aforada por ser senadora por Cádiz, por la rama Jerezan de la trama Gürtel.

Vídeos destacados del día

La Audiencia Nacional pretende juzgar a unas nueve personas, pero el Juez De la Mata no puede hacer lo propio con García-Pelayo por ser aforada. Por lo tanto de las nueve personas que pretende llevar a juicio De la Mata no se encuentra la senadora por Cádiz.

La tercera controversia y punto negro en lo que concierne a la manera de afrontar las elecciones generales es la lista por Toledo. Lista que será encabezada por María Dolores de Cospedal,  ésta es otro motivo por la que las fuentes internas  critican que sea pretendido hacer unas listas para refugiar a los perdedores de otras elecciones. En este caso la ex – presidenta de Castilla-La Mancha incumple una de sus promesas electores, y es que prometió a los castellano manchegos que si no resultaba ganadora se quedaría los cuatro años como diputada en las cortes de Castilla-La Mancha. Como se ha podido apreciar, será una promesa que incumplirá tras el 20 de diciembre cuando resulte ser diputada nacional. Pero la sombra y las sospechas de posibles actos de #Corrupción  rodean la figura del matrimonio Del Hierro – Cospedal.

Y es que son muchas las fuentes las que  sugieren que el incremento de los ingresos de las empresas de Ignacio López del Hierro (marido de Cospedal)  y ciertos cobros son de dudosa legalidad presuntamente y apuntan a que éstos se debieron a la situación política de su Mujer. Por otro lado el mismo ex – tesorero Bárcenas ya apuntó en dirección de Cospedal en todo lo relacionado con la financiación en “B”. #PP