Han pasado meses desde que acabó GH VIP, y Sálvame y sus colaboradores siguen ordeñando las ubres del concurso. La última, la entrevista de Belén Esteban concedida a Kiko Hernández para la revista ¡Qué me dices! y en la que, aunque Belén asegura que no cobra, esta le devuelve el favor a Kiko por la acérrima defensa de su persona durante el último GH VIP.

La verdad es que no es de extrañar, ya que la dinámica del programa Sálvame no deja de ser particular. Siempre nos habían hecho creer que Sálvame era un programa del corazón y, hemos de reconocer, que hasta no lo habíamos creído, hasta que una noche en Sálveme Deluxe, oímos a una enfurecida Lydia Lozano decir que no lo era y que estaba decepcionada, ya que Sálvame sólo se dedicaba a hablar de la vida y milagros de los propios colaboradores.

Suponemos que Lydia sería propiamente reprendida por la cúpula de Mediaset por este espontáneo ataque de sinceridad, pero al que escribe se le abrieron los ojos. Si no lo creen, simplemente cojan un cronómetro y contabilicen todo el tiempo que Sálvame se dedica a hablar de sus colaboradores, cuando no es Belén Esteban es Raquel Bollo y, si no es la Bollo, es Rosa Benito, y si no los Kikos, Jorge Javier Vázquez, Mila Ximénez, etcétera, etcétera.

En algún momento pueden cambiar y hablar de Isabel Pantoja o Chiquetete, pero fijense, cuando lo hacen, siempre hay alguna relación con algún colaborador del programa. La retroalimentación de los contenidos es inmensa y si hay cualquier oportunidad no dudan en traer a la madre, a la hija o a la sobrina para cobrar en los distintos formatos como el Deluxe o el polígrafo y seguir retroalimentando el asunto en cuestión.

Vídeos destacados del día

Este formato no deja de ser ideal cuando cuentas con colaboradores que no son ni siquiera periodista y quizás uno podría pensar que hablando sobre ellos mismos se podrían ahorrar un dinerito en invitados y en querellas; sin embargo, aunque lo primero parece que funciona, en lo segundo les está saliendo el tiro por la culata.

Pero volviendo al tema de Belén Esteban en ¡Qué me dices! Resulta que la colaboradora está enfadadísima con aquellos compañeros que no la apoyaron durante GH VIP, e incluso Kiko Hernández se indigna cuando habla de este asunto e insiste que los colaboradores y amigos deberían de haberla "defendido a muerte" independientemente del comportamiento de Belén Esteban.

La verdad es que este planteamiento nos deja perplejos. Se supone que Belén Esteban participaba en un concurso abierto en el que competía con otros personajes VIP por un premio económico. ¿Si todos los compañeros tenían que defenderla públicamente para que ganara, entonces no están abiertamente reconociendo el tongo en GH VIP?

Pues aun así ganó con un 68% de los votos ¿se imaginan que la hubieran defendido todos sus compañeros de cadena? Pues hubiera llegado al 100%, el "tongo perfecto".

Hay que reconocer que la "cara dura" y la desfachatez de Mediaset no tiene límite. Vamos, para que se hagan una idea, esto es lo mismo que hacen los partidos políticos con las televisiones públicas, pero por lo menos, ellos intentan ocultarlo. #Televisión #Telecinco