Ayer en este mismo medio escribí una noticia que a mí me resultaba relevante, hablaba del descubrimiento científico que soñar despierto, o ensoñar es algo positivo para el cerebro. Como es un tema que me interesa siempre leo todo lo que me llega sobre el asunto y me forjo mi propia imagen interna, de modo que escribí el artículo de memoria y se me pasó citar alguna fuente de referencia, lo que me llevó a tener que corregirlo.

Corregí el artículo citando uno de los últimos estudios y me lo publicaron sin ningún problema, pero al comentar con una amiga el margen de actualidad de las noticias me dijo, escribe sobre eso.

En un primer momento me sorprendió pero meditándolo bien tenía razón, es una cuestión social relevante, en última instancia ¿quién decide lo que es noticia y lo que no?, ¿quien decide lo que es actualidad? , ¿quién marca los intereses de la sociedad?

Está claro que ahora es noticia de actualidad la vuelta de los supervivientes del ataque sufrido en Túnez y el incremento del fanatismo yihadista. Pero también es noticia de actualidad que Belén Esteban sigue en la casa de Gran Hermano. La primera noticia es interesante a nivel humano, político y social. La segunda sinceramente a mí no me interesa, aunque soy consciente de que a muchas personas sí. La primera edición de Gran Hermano me resultó interesante como estudio sociológico pero las demás han sido un circo mediático que mueve mucho dinero.

Vídeos destacados del día

En determinadas épocas hay noticias que salen a la luz para acallar otras, es lo que pasa muchas veces con las tramas de #Corrupción. Dependiendo de los intereses políticos de los medios también se priman unas informaciones sobre otras. A determinados avances científicos no se les da mucho eco porque en realidad sólo van a beneficiar a unos pocos, especialmente los que tienen que ver con la salud porque a la industria farmacéutica le interesa seguir teniendo el control de lo que los médicos nos recetan.

En épocas sociales conflictivas los emperadores romanos organizaban  espectáculos de Circo con los que entretener y aplacar a la plebe. En la época actual la televisión y a su alrededor los demás medios son el circo con el que nos mantienen entretenidos los que tiene el poder de decidir nuestros intereses. No estoy de acuerdo con Pérez Reverte en que en este país se elige entre Sálvame y Salvados, creo que hay mucha gente dispuesta a combinar los dos perfectamente, demasiada intensidad intelectual puede resultar tan agotadora como demasiada frivolidad.

Pero creo que en estos tiempos en los que tenemos la opción de elegir, dada la diversidad de fuentes y de medios, todos deberíamos ser más conscientes de las elecciones qué hacemos y del motivo por el que las hacemos de modo que cada uno de nosotros decida lo que es su actualidad.