No quiero encarnizarme con el Presidente Mariano Rajoy después de una tragedia aérea como ésta, que no había una igual desde la de Barajas el 20 de agosto de 2008, pero es que ya lleva muchos errores gordos iguales en situaciones límite.

Y políticos como François Hollande y Manuel Valls, que en su país reciben palos diarios por sus errores en la gestión de su Economía y ven impotentes cómo Marine Le Pen, pese a su irritante demagogia y sus propuestas inaplicables, les gana cada vez más votos y alcaldías, han reaccionado con rapidez, eficacia y diciendo lo adecuado, tanto en ruedas de Prensa o por Twitter.

No te pierdas las últimas noticias Sigue el canal Historias

Artur Mas también ha estado acertado, nada más saber lo que pasó convocó una rueda de Prensa y ha mandado a políticos cercanos a ocuparse de los familiares de las víctimas o ir al lugar del accidente, que también él visitará después de ellos.

El Rey Felipe VI, que estaba de visita oficial en Francia, al saber lo ocurrido, no ha dudado ni un momento y ha decidido cancelar la visita, dejando todo lo que iba a hacer para otro día, incluido asistir a la inauguración de un lugar en Paris en donde se recuerda a la División Leclerc, "La Nueve", los republicanos españoles que combatieron en el Ejército francés contra Hitler, por fin homenajeados por un político español importante, aunque desgraciadamente 70 años después.

Pero Rajoy, que tenía otros planes, como ir a Vitoria a inaugurar un Museo en memoria de las víctimas de ETA, en donde se enteró de todo, no fue hasta dos horas después del accidente que al menos dijo algo en Twitter.

Si François Hollande, que en su país es visto como un inútil incluso en el amor (aún colea allí su ruptura con Valérie Trierweiler, en un lío de película de Woody Allen cuando su personaje es "cazado" en una infidelidad), ha actuado de manera impecable cuando la matanza de Charlie Hebdo y ahora también, Rajoy ha vuelto a quedar con el paso cambiado, como si no se enterara de nada, metido en su cuento de hadas del País de las Maravillas que según él es España actualmente, donde nadie pasa hambre ni está en el paro.

Vídeos destacados del día

Otro detalle lamentable del día ha sido la falta de sensibilidad de algunos graciosillos de pacotilla que hay en Internet. Como entre las víctimas hay, al menos, unos 20 catalanes, entre ellos la mujer del Jefe de Gabinete de Oriol Junqueras, que iba a una feria alimentaria en Colonia (Alemania), en Twitter han salido algunos diciendo barbaridades como que "En ese avión viajaban catalanes, no personas", que nos retrotraen al odioso "Prohibido el paso a judíos y a perros" que la Alemania nazi y la Italia fascista popularizaron. Poco ayudan a que la gente entienda lo de que "Catalunya es España", si ellos mismos consideran a quienes dicen que son sus compatriotas como menos que personas.