Van acumulándose las semanas y hay cosas que no dejan de sorprenderme por más que el programa sea harto predecible en algunas ocasiones, más que nada por la experiencias de otras ediciones, tanto de Gran Hermano Vip como de Gran Hermano. Todo este preludio viene por los cambios que algunos concursantes experimentan cuando están nominados, bien sea por un miedo irrefrenable porque se les acabe su deambular por la casa, bien porque la falsedad le corra por las venas, y lo que antes fue digo, ahora es Diego.

Hablamos de la gran choni deslenguada de esta edición. El cambio de actitud es, cuanto menos, sorprendente. Lo cierto es que está de un humor extraño puesto que, con los que son sus archienemigos en la casa, está mostrando un cierto acercamiento.

Existen dos hechos claros que han ocurrido este martes que corroboran esta opinión, para nada infundada. Por todos es sabido que están inmersos en la prueba semanal, dónde tienen que realizar una coreografía de la mejor manera posible. Pues bien, este mediodía se encontraban ensayando y le han pedido a Chari que supervisara, para ver los posibles errores, para subsanarlos con sus conocimientos.

La señora Lojo comenta que hay que cambiar cosas, que no quedan bien, sobre todo, por Ángela que es totalmente arrítmica. Belén Esteban no es partidaria de cambiar nada a estas alturas de la semana, como siempre, ayudando. Lo sorprendente de este tema es que la señora Padilla asiente con la cabeza y comenta que Chari tiene toda la razón. ¿Perdona? Pero si hace dos días casi se cogen de los pelos por el mismo tema.

Vídeos destacados del día

El eje del bien está tornando al eje de lo que encarte.

Este hecho a lo mejor se hubiera pasado por alto, pero es que se produjo otro más inquietante todavía. Coman está bastante afectado por cómo le ha salido el ensayo de la prueba, está triste, parece un alma en pena. Y mira por dónde ¿quién va a consolarlo? Pues sí, la teta de la edición. ¿Perdona? Si hace una semana lo estabas mandando a donde cardan la lana. El Oráculo rubio parece que quiere hacer campaña fuera y dentro de la casa, porque lo que no es normal es que intente consolar a uno, y darle la razón a otra, cuando hace tan sólo unos días, por las mismas cosas, montaba un circo. Lo tiene todo la mozuela, buen verbo, buen tinte, mejor sentido del gusto y una manera de ser cuál veleta, conforme sople el viento, allá que va ella.