Ya hemos entrado en el próximo año,el 2015, el futuro, como se diría hace una década pero, la verdad, todo está lleno de cotidianidad. Realmente en algunos lugares parece que hemos retrocedido en el tiempo, como en Andalucía, con su Canal Sur, donde en pleno siglo XXI, el futuro allá por el s. XX, no han sido capaces de hacer una buena retransmisión en directo de un acontecimiento que dura 12 segundos, seguro que Iñigo Errejón y su "beca" en la Universidad de Málaga tienen algo que ver, ¡estos bolivarianos!

Anécdotas y bromas aparte, si echamos la vista atrás, y hacemos un repaso del 2014, podríamos decir que este año en España los acontecimientos o victorias deportivas no han sido los más relevantes.

El 2014 será recordado por ser el año en que los ciudadanos pasaron de estar hartos de sus políticos, a pensar en sustituirlos; 2014 ha sido el año en el que los ciudadanos están empezando a hacer política.

Esto ha tenido consecuencias; en primer lugar, la irrupción de un partido, en mayor o menor medida, formado por ciudadanos y no por políticos profesionales, aunque su secretario general sea un politólogo. Porque nadie puede dudar ahora en el futuro de aquel día en el que se presentaban a las elecciones europeas los "frikis" de Podemos, que son el partido político con más presente y más futuro. Pero cuando empezó, nadie entre los medios de manipulación les daba vida; eran poco más que dictadores proetarras.

Pero, poco a poco, las cosas han ido cambiando en el país, eso sí, con normalidad: el rey ha abdicado; su hijo, el nuevo monarca, despidió su mensaje de Navidad en catalán y sin gangosear.

Vídeos destacados del día

Pero 2014 ya es pasado, y estamos en 2015, el presente, año de elecciones, que posiblemente tengan más audiencia incluso que el mundial de fútbol, que conseguimos ganar curiosamente con el eslogan de Podemos, que también se usó ayer en Telecinco para dar entrada a este nuevo año.

Es curioso que después de unos años, esta palabra (podemos) vuelva de llenar de ilusión a parte del país, ahora está por ver, si conseguirá unirlo, todo depende, de que pasen de cuartos.