No es este artículo para atacar a Cristiano Ronaldo por haber ganado, justamente, el Balón de Oro de 2014. Al contrario. Lo que quiero criticar aquí es la escasa categoría, rayana en la pura soberbia, de la Prensa madrileña exigiendo y casi coaccionando a los responsables de votar al Balón de Oro de este año. Una campaña así no se había visto durante los cuatro años de Leo #Messi, el mejor jugador del mundo.

Desde hace varios meses, en Madrid parecían obsesionados por que Cristiano ganase el premio como fuera, he oído insultos a Michel Platini por su presunto anti-españolismo, e incluso parece que le han reído al jugador su grosero desplante al dirigente francés cuando la final del Mundial de Clubes.

El talento de Cristiano es muy grande, es el delantero más peligroso del momento para el Barça, sólo Carles Puyol sabía anularle bien, y también Gerard Piqué cuando estaba en plena forma. Pero le falta algo que Leo Messi, su gran rival, sí tiene: humildad. Leo también tiene un carácter muy fuerte, pero más humildad y saber convivir con sus compañeros. O si tiene ego, sabe disimularlo mejor.

Cristiano tiene como su mayor defecto su ego, que cuando llegó como entrenador al Real Madrid su compatriota José Mourinho, ambos compitieron a ver quién era más gallito, más chulo o a ver quién decía la mayor chorrada en la Prensa. Con Carlo Ancelotti, más educado y más tranquilo, ha ganado más en protagonismo y en un equipo entregado a él, cuya temporada pasada se salvó gracias a la Champions y a la Copa del Rey, ganadas in extremis.

Vídeos destacados del día

También en que cada vez marca goles con más facilidad, aunque esta temporada "abuse" de la "suerte" de que le salga un penalti a favor en cada partido, eso ha ayudado más a ganar el justo premio, por los goles marcados.

Pero vuelvo a decir que la Prensa de Madrid, si quiere apoyar a Cristiano porque está harta de ver a Messi hasta en la sopa, como cierto periodista antes director del "Marca" y ahora contertulio en televisión que llegó a aconsejar "Parar a Messi por lo civil o por lo criminal", no es esa la manera. La Prensa de Barcelona apoyó a Messi porque es el más grande, y su temporada con 50 goles marcados en la Liga fue estupenda, aunque el Barça (era la última temporada de Guardiola) sólo ganara la Copa del Rey. Pero nunca la verán atacando ni insultando a quienes conceden un premio tan importante para un futbolista.

Messi, era lógico que esta vez no lo ganara, su temporada pasada tuvo sólo ráfagas de su talento, aunque después de su triple decepción (perder una Liga y una Copa en el último partido y luego perder la final con Argentina en el Mundial), haya vuelto con fuerza.

Y el portero Manuel Neuer, que demuestra ser tan bueno como otros grandes del Bayern como Sepp Maier, es de los que han llevado al gran club bávaro a ganar la Bundesliga claramente.

Que Cristiano disfrute su Balón de Oro consecutivo, ya ganó hace años otro cuando estaba en el Manchester United, pero, aunque sea tópico decirlo, necesita una cura de humildad, como Messi ha tenido más de una vez y lo ha reconocido. Un equipo no gana con un solo jugador. Aunque el Barça padezca de "Messidependencia", otros han ayudado a ganar partidos, como Neymar, que se ha recuperado de su grave lesión del Mundial y está imparable. Leo lo ha reconocido cuando no funcionaba bien. Y en el Real Madrid, Cristiano tiene mucha competencia en goles y en juego, con los nuevos recién llegados (James, Kroos…) o con Benzema. #Fútbol #Cristiano Ronaldo