En verano parece que la ciudad se esconde, los madrileños se ahuyentan de la luz para aparecer en una playa, o si se quedan, bajo la protección de la noche y una buena película en cualquier terraza. No son pocos los rincones que nos ofrece todo tipo de films, populares, de autor, vanguardia o clásicos. Los barrios también ofrecen diferentes cines de verano que sorprenden al vecino en su parque de toda la vida, o algún concierto entre imagen e imagen.

La capital dejó de ser un erial en verano y ofrece un sinfín de oferta, sobre todo cinematográfica a la fresca cuando cae el sol.

Tenemos la terraza de la Filmoteca, un clásico donde poder seguir la programación del Cine Doré, junto a esta terraza de la calle Santa Isabel, dos nuevos horizontes eléctricos, la terraza de la casa Encendida y su Terraza magnética, toda una oferta de música y cine para embrujados. La oferta cinematográfica magnética se proyecta repleta de brujas, misterios y sectas. Junto a estos films repletos de terror y brujería, cada semana se presentará un concierto musical, una pequeña degustación de autor y música electrónica para acompañar en la terraza de la Casa, en la ronda de Valencia.

Otro de los espacios donde sorprenderse y sentir las luces del proyector es bajo la cúpula del Ayuntamiento de Madrid, en el Sunset Cinema en Cibéles. Un espacio donde encontrase con el mayor cine al aire librede la ciudad y con una oferta de doble sesión todos los fines de semana, los Midnight Movies que podrán disfrutarse hasta el 8 de Septiembre.

El más conocido rincón de las noches cinematográficas, el cine de verano por excelencia siempre ha sido el cine de la Bombilla, en la avenida de Valladolid, a la orilla del río Manzanares.

Un rincón a la fresca –en este sí hay que echarse una rebeca-, cerca de las aguas mansas y de los aires de la Casa de Campo. Una oferta completa de cine, de ese que no hemos podido ver durante el año y que nos lo han guardado para poderlo degustar a un precio menor, 6 euros, durante las noches estivales. Cine de los de antes pero con la nueva tecnología y con muchas sorpresas, como nos comenta su gerente David Lluesma “Realizamos durante un día a la semana, los domingos, un driving,películas para poder ver desde el coche al estilo norteamericano.

Traemos autos de época…” También conciertos o actividades acorde a la oferta de cine que es muy amplia. Aquí nos podemos encontrar hasta el mes de Septiembre, lo mejor del cine español de este año, o el mejor cine que ha pasado por las carteleras El hijo de Saul, Mustang y 45 años… también La chica danesa, o Trumbo la lista negra de Hollywood. El Festinal es un festival, o al menos un festival donde no hay un ganador como bien comenta DavidLo llamamos festival porque aunque no es un festival al uso, sí hay una recopilación de actividades y de películas.

Hacemos actividades nuevas con y para el cine y el espacio del cine. Vamos creando… Por ejemplo, todos los miércoles hacemos coloquios con los directores españoles, un homenaje al cine español”. Un amplio compendio de actividades concluye. “Este año hemos hecho una propuesta de cine graffiti. Lo hemos realizado con muchos grafiteros de los alrededores que queríamos que pintaran los muros de la Bombilla, todo relacionado con el cine, y queríamos hacer un festival de graffitis en el interior”. Podremos disfrutar de todas las actividades de la Bombilla hasta principios del mes de Septiembre.

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!
Haz clic para leer más