Muchas frases atribuidas a diferentes personajes de la Historia nunca fueron pronunciadas. Esto es debido a la exaltación de los nacionalismos, la propaganda, la desinformación o las malas traducciones. Pongamos varios ejemplos.

Galileo Galilei fue un astrónomo, filósofo, ingeniero, matemático y físico italiano, relacionado estrechamente con la revolución científica. Tras publicar Diálogo fue acusado por la Iglesia de herejía, por defender la teoría copernicana de que la Tierra era la que se movía alrededor del Sol.

Galileo, un anciano de 70 años y enfermo, fue obligado por el Vaticano a presentarse en Roma. La historia nos cuenta que fue encarcelado, sin embargo, la realidad es que se alojó como estudioso en la embajada romana del gran duque de Toscana.

Galileo afirmó ante la Inquisición haber hecho propaganda de la teoría de Copérnico, con el único fin de aplacar las iras del tribunal que le juzgaba. Sin embargo, fue considerado "sospechoso de herejía" quedando bajo arresto domiciliario el resto de su vida.

Siempre se dijo que tras oír la sentencia murmuró: "Eppur si muove" (Y, sin embargo, se mueve). No hay evidencia documental de esta frase. Además, un comentario como éste, probablemente le hubiese costado la cabeza. La cita se atribuye a los seguidores del matemático florentino para intentar demostrar su valor y su fe en la ciencia.

Nicolás Maquiavelo fue un historiador, político, diplomático, filósofo, humanista y escritor perteneciente al Renacimiento Italiano.

¡No te pierdas las últimas noticias!
Haz clic en el tema que más te interese y te mantendremos al corriente con aquellas noticias que no debes perderte.
Historias

Se le considera el fundador de la ciencia política moderna. Una de sus frases más repetidas es "El fin justifica los medios", frase atribuida a El Príncipe (un tratado de teoría política). Sin embargo, en esta obra dice que si el monarca lleva cuidado de conservar el Estado, "los medios serán siempre estimados, honorables y aplaudidos por todo el mundo".

María Antonieta de Austria fue una archiduquesa de Austria y reina consorte de Francia y de Navarra.

Con catorce años se casó con el futuro Luis XVI de Francia. La historia le recuerda como una reina consorte que dio la espalda al pueblo francés. A ella se le atribuye la frase "Si no tienen pan, que coman pasteles" (tras ser informada que los campesinos no tenían alimentos). En realidad, la frase aparece por primera vez en las Confesiones de Jean Jacques Rousseau, en 1769, un año antes de que María Antonieta llegara al palacio de Versalles.

La frase de Rousseau dice: "Recogí el alocado dicho de una gran princesa, la cuál, al ser informada de que los campesinos no tenían pan, replicó: `Que coman torta´". La frase es atribuida a sus detractores, los revolucionarios franceses.

El cine tampoco se libra. En 1942, Michael Curtiz dirigió la película Casablanca. En ella, el actor Humphrey Bogart le dice al pianista: "La tocaste para ella, tócala para mí. Si ella la resistió, yo también. ¡Tócala!" Incomprensiblemente, la creencia popular es que la frase pronunciada fue "tócala otra vez, Sam".

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!
Haz clic para leer más