El reparto de una herencia siempre es complicada, y más si el legado a repartir son miles de canciones (muchas de ellas sin publicar), 300 millones de dólares en efectivo y dos mansiones (Minnesota y Los Ángeles). Si a esto le unimos que Prince murió sin descendencia, sin testamento conocido y que todos sus bienes serán repartidos a partes iguales entre sus hermanos, ya tenemos una bomba de relojería.

Una herencia, una guerra

Prince era el mayor de una saga de seis hermanos de padres y madres distintos. Sólo su hermana Tyka Nelson (56 años) lo es de los dos progenitores y, por ese motivo, se considera la heredera universal del cantante.

Pero el juez no lo ve tan claro. No se descarta que Prince dejara un testamento escrito y se está investigando, aunque no hay registro de tal en el estado de Minnesota. Pero, si se confirma que no hay testamento, las leyes de ese mismo estado establecen que la herencia se debe repartir a partes iguales entre todos sus familiares, independientemente de si son del mismo padre o madre. Y Tyka no lo considera justo. Ella espera recibir un mayor porcentaje de la herencia. Para ello ha contratado a un equipo de abogados para que defienda sus intereses.

Apenas una semana después de la muerte del cantante, Tyka ya estallaba contra Alfred y Omar, dos de sus hermanos más interesados en el reparto equitativo. Un amigo de la familia (según cuenta ABC) aseguró que Tyka salió muy irritada con sus medio hermanos tras una reunión familiar.

Vídeos destacados del día

De hecho, Alfred no fue invitado al funeral.

Mientras unos y otros enseñan las uñas, el juez del distrito ha nombrado temporalmente a Bremer Trust National Association encargado de cuidar los bienes de Prince durante los próximos 6 meses o hasta que se nombre a un representante ejecutor de los bienes.

“Yo soy hermano de Prince, y mi mujer también”

Haciendo un simil con una de las más famosas frases de la película “La vida de Brian”, lo que es una ficción se ha convertido en realidad. Así podría titularse la situación que se está viviendo. A la guerra fratricida se unen las más de 700 personas, según Morse Genealogical Services, empresa experta en identificación genealógica, que aseguran que tienen algún parentesco con el músico.

Harvey Morse, dueño de la empresa declaró al diario británico Daily Mail que “hay todo tipo de testimonios: desde los que dicen que vivían en las misma zona que Prince y por eso deben ser parientes, hasta los que aseguran poseer fotos de Prince en sus reuniones familiares”.

Sólo uno de los reclamos puede ser cierto. Según Heir Hunters International, empresa que también investiga el tema, sería un hombre estadounidense nacido de una relación del propio cantante con una admiradora con la que tuvo varios encuentros.

De resultar cierto y prosperar la reclamación, estaríamos hablando de un descendiente directo de la estrella, con lo que complicaría las pretensiones de su hermana Tyka. Pero, ¿qué sería un reparto de herencia sin conflicto? Habrá que esperar los próximos capítulos para ver qué depara esta guerra que acaba de comenzar. #Estados Unidos #Famosos #Leyendas