A temprana hora de la mañana saltaba la alarma en Twitter con el, en un primer momento, rumor de que David Bowie había fallecido. Y digo rumor porque se especulaba con que la cuenta del artista había podido ser hackeada. Sin embargo, el rumor se hizo noticia mientras se oficializaba cuándo era su propio hijo, Duncan Jones, el que colgaba una fotografía junto a su padre en Twitter lamentando la pérdida.

A partir de este momento los medios británicos empezaban a hacer eco de la noticia, y posteriormente eran los españoles los que seguían confirmándolo. Sí, es oficial, David Bowie nos ha dejado. La estrella de la Música nos ha dejado a los 69 años tras lidiar durante 18 meses contra un cáncer.

Esta noticia es aún más sorprendente cuándo el pasado 8 de enero festejaba sus 69 años; y más aún ya que al día siguiente el cantante había anunciado el lanzamiento de su nuevo álbum, "Blackstar". Este nuevo álbum significaba volver a la escena musical tras el éxito cosechado en 2013 con "The Next Day".

La noticia de este nuevo disco venía acompañada con que no pareciese que volviera a subir a un escenario, según aseguraba Tony Visconti, siendo su última actuación en directo en 2003 en Nueva York. Cuenta con siete canciones, mezclando entre todas ellas diferentes estilos musicales: jazz, rock, baladas de soul, un folk-pop y algo de hip hop. La polivalencia y creatividad del artista no tiene límites. De hecho, era la revista Rolling Stone quién clasificó este nuevo álbum como “obra maestra antipop desde los 70”.

Vídeos destacados del día

La semana pasada se estrenaba el videoclip de la canción "Lazarus", donde aparece en una cama de hospital tumbado y con los ojos vendados. ¿Premonición? Quién sabe, pero pensando en la noticia que en el día de hoy nos acontece nos sorprende y llama la atención más aún, si cabe.

En el pasado año 2015, a la par que recogíamos listas de lo mejor del año también nos inundaron tristes pérdidas de grandes artistas. El nuevo año comienza con esta primera triste noticia musical. Bowie es eterno, nunca se irá, estaba de vuelta la semana pasada con su "Blackstar" y se quedará con nosotros por su "Space Oddity" y "Aladdin Sane", entre otros, también. Si hay estrellas que brillan más que otras esta noche será nuestro Star-man quién más brille. Hasta siempre, genio.