Teatro, teatro y más teatro. Numerosas salas de Madrid dejan paso a una nueva forma de hacer teatro, la improvisación y la performance por excelencia. Cuarta Pared, Triangulo, La Escalera de Jacob… son algunas de esas salas que abren sus puertas cada noche para mostrar que la dramaturgia puede ser más divertida y entretenida que el teatro clásico del siglo XVII.

Estas nuevas formas de hacer teatro surgen de la necesidad de transformar la interpretación y la creación teatral, dado que a los autores noveles y a las pequeñas compañías amateurs no les resulta fácil iniciar y desarrollar su trayectoria profesional, pues los grandes escenarios están destinados a unos pocos llamados " la elite", -profesionales que han acreditado su calidad o alcanzado cierta popularidad- y participan en grandes montajes escénicos, públicos o privados, que cuentan con un notable apoyo de marketing y comunicación.

El teatro alternativo no puede quedar encasillado en un estilo concreto, sino que son fórmulas diferentes e innovadoras que se crean para sobrevivir en esta profesión.

LA COMUNICACIÓN CON EL PÚBLICO, LIMITE DE LA EXPERIMENTACIÓN

LAURA ENGUIDANOS, fundadora de la compañía “Amanece teatro”.

Laura Enguidanos estudió teatro gestual en la RESAD (Real Escuela Superior de Arte Dramático de Madrid) y recién licenciada se encuentra con el gran dilema de la realidad: conseguir un trabajo digno y placentero.

Fundó su propia compañía de teatro en 2010 junto a Genoveva Santiago y David Orrico.

Los tres, provenientes de muy distintos ámbitos artísticos, desean unir sus aptitudes en teatro, danza, música, escenografía y dramaturgia para alumbrar un nuevo proyecto de investigación escénica multidisciplinar, con el fin de que, por medio del teatro, amanezca algo vivo en su público.

P: ¿Conoces el llamado teatro alternativo?

R: Supongo que ahora estoy inmersa en las nuevas corrientes de teatro alternativo.

No sé realmente a qué se le llama teatro alternativo, pero de lo que yo podría hablar es del teatro que se está haciendo actualmente. Se están utilizando nuevo recursos y herramientas para hacer teatro, sobre todo en el aspecto tecnológico. El uso de proyecciones y espacio vacío es cada vez más común. Ya han quedado atrás las escenografías en dos dimensiones para pasar a crear mundos diferentes (visualmente hablando).

P: ¿Cuáles crees que son las ventajas de esta libertad de interpretación? ¿Hay algún inconveniente?

R: Creo que las ventajas que puede ofrecer el teatro alternativo es la experimentación con lo que a uno le plazca, pero eso a veces, también es su inconveniente. Hay que ser libres, claro que sí, pero sin perder la comunicación con el espectador, al que, al fin y al cabo, les estamos transmitiendo y comunicando cosas, y eso a veces se puede olvidar y el riesgo de la experimentación es que se vuelva "hacia dentro", para uno mismo y no para los otros.

P: ¿Por qué hay cada vez más salas alternativas?

¿Que ofrecen?

R: Pienso que parten de una necesidad de supervivencia para esta profesión (risas). Me parece una gran idea todos esos espacios que te ofrecen un lugar donde poder mostrar tu trabajo, sin la necesidad de tener como única opción los grandes teatros, que son bastante inaccesibles por lo general.

P: ¿Qué piensas de estas nuevas técnicas de hacer teatro?

R: Son enriquecedoras. Actores y actrices, intérpretes y artistas, han salido fuera de España y todo lo que han recogido allí, nos lo muestran aquí. Pienso que ayudan a sorprender más al público.

P: ¿Espacios insólitos por qué?

R: Por la falta de lugares y por las ganas de experimentar con cosas nuevas.

P: ¿Te gusta esta evolución del teatro o crees que se ha perdido la esencia de la propia dramaturgia?

R: Creo que a veces se puede ir un poco de las manos.... pero también pienso que sólo se perderá la esencia si el intérprete deja que eso pase.

También se pueden leer otros temasinteresantes como propuestas de teatro low cost o la fábrica de arte cubano.

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!