Si por algo destaca el actor Shia LaBeoufes porque ocupa titulares llamativos con mucha regularidad. Además, claro, de por ser buen actor. Pero su faceta interpretativa ha quedado relegada desde hace tiempo a un segundo plano, debido a esas otras acciones, mucho más llamativas para la audiencia y los medios.

¿La última? LaBeouf ha iniciado una maratón que durará tres días, en la que verá todas sus películas en orden inverso a como fueron grabadas, es decir, de la última (Man Down) a la primera (Nausicaä del Valle del Viento, cinta animada donde presta su voz al Príncipe Asbel).

El acontecimiento arrancó el martes 10 a las 12:00 horas (hora de Nueva York) y finaliza el jueves 12 a las 18:53.

En total, 54 horas y 49 películas. La dilatada proyección está teniendo lugar en los cines Angelika Film Center de la capital estadounidense. Pero LaBeouf no está solo en su particular periplo: la entrada es libre y gratuita, siempre que haya hueco.

Además, cualquiera que quiera ver la cara del actor mientras él se ve a sí mismo en pantalla puede hacerlo a través del portal Newhive, que está retrasmitiendo en streaming desde el Angelika. El evento ha sido concebido por su protagonista como una performance, denominada#ALLMYMOVIES.

‘I'm not famous anymore’

Otra performance de LaBeouf tuvo lugar en una galería de los Ángeles en febrero de 2014. En aquella ocasión, el planteamiento del actor fue mucho más intimista: los asistentes entraban en una habitación en la que el intérprete estaba sentado, sin hacer ni decir nada.

Quizá, lo más curioso de la escena era que LaBeouf portaba una bolsa en la cabeza con la inscripción ‘I'm not famous anymore’ (Ya no soy famoso). El evento fue titulado #IMSORRY, y era la prolongación del proceso de redención que el actor había comenzado una semana antes, en el Festival Internacional de Cine de Berlín.

En la Berlinale, LaBeouf apareció de la misma manera, con una bolsa en la cabeza y la susodicha frase, solo que vestido de traje y ante los millones de personas que seguían el evento. La estrafalaria acción era la respuesta ante las críticas que recibió tras el estreno de su cortometraje Howard Contour en Cannes.

Por entonces, se dijo que dicha obra guardaba demasiadas semejanzas con la novela gráfica Justin M. Damiano, concebida por el artista Daniel Clowes. Ante la acusación de plagio, LaBeouf se plantó la bolsa en la cabeza y tuiteó ‘I'm not famous anymore’ en su cuenta durante semanas.

Este verano, el actor volvió a ser noticia tras la publicación de un raro vídeo en el que aparece repitiendo el famoso lema "Just do it", mientras realiza curiosas poses delante de un fondo verde. Al parecer, insta al espectador a que realice sus sueños, a que actúe, literalemente. Asimismo, este mes de octubre fue detenido por la policía de Austin, que lo encontró borracho y armando jaleo en la capital texana. En definitiva, todo un personaje, para bien y para mal, dentro y fuera de la pantalla.

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!