Este año, el prestigioso arqueólogo Nicholas Reeves ha publicado un minucioso informe en el cual detalla una sorprendente teoría que podría llevar al descubrimiento de la tumba perdida de Nefertiti. El fundamento de su tesis se asienta sobre las imágenes obtenidas por la empresa española de conservación y restauración virtual del Patrimonio Factum Arte, en las cuales se encuentran evidencias para creer que algo más se esconde tras las paredes de la tumba de uno de los faraones más conocidos por el gran público, Tutankhamón.

En el año 2009, la empresa Factum Arte realizó una toma de imágenes en el interior de la tumba del faraón niño para llevar a cabo la reconstrucción de una réplica exacta que permite la visita y se sitúa en el Valle de los Reyes. A partir de estas imágenes de alta calidad en las que se registra hasta el más mínimo detalle del interior de la tumba, Reeves ha identificado unas grietas presentes en el muro norte que él asocia a una puerta para conectar con otra tumba, presumiblemente la de Nefertiti.

De confirmarse la teoría de Reeves, este descubrimiento sería el más grande desde el hallazgo de la tumba del propio Tutankhamón ya que se estaría hablando de un enterramiento nunca profanado que se encontraría en las condiciones exactas en que quedó hace 3.300 años tras el entierro de la reina.

El impactante descubrimiento de Reeves da una muestra clara de la alta capacidad de las nuevas tecnologías para la investigación y el conocimiento, así como para la conservación y preservación del patrimonio, ya que las grietas que han llevado a la elaboración de la tesis planteada por el arqueólogo inglés no han sido antes observadas, ni durante la realización de estudios in situ dentro de la propia tumba.

¡No te pierdas las últimas noticias!
Haz clic en el tema que más te interese y te mantendremos al corriente con aquellas noticias que no debes perderte.
Arte

Únicamente se han observado las irregularidades gracias a la alta calidad obtenida por el escáner de corto alcance y la enorme precisión del trabajo llevado a cabo por la empresa española.

Según la teoría de Reeves, la tumba nunca encontrada de la reina egipcia se encontraría oculta tras la puerta sellada en el muro norte de la tumba de quien se supone que fue su hijo, el faraón Tutankhamón. No tardaremos mucho en conocer la verdad puesto que el Ministerio de Antigüedades de Egipto ya ha autorizado el estudio de la zona mediante el uso de un radar.

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!
Haz clic para leer más