Ya han llegado. Ya están aquí. Tiendas, grandes almacenes y mercados varios ofrecen de tanto en tanto descuentos especiales para sus productos, y los cines no iban a ser menos. La fiesta del cine vuelve a las salas, no por Navidad, pero casi, y lo hace por tres días, martes 3, miércoles 4 y jueves 5 de noviembre, en que los precios de todas las películas en los cines que se unan a la promoción (¿hay alguno que no lo haga?) bajarán la cifra habitual de sus entradas, que también varía en función de la sesión y el día si hablamos de lunes a jueves, a la atractiva cantidad de 2´90 euros.

En esta edición se han batido récords de espectadores acreditados, más de un millón y medio, que tendrán a su disposición decenas de películas a elegir.

Lo normal es que la súperproducción Marte (The Martian), de Ridley Scott, se lleve los mejores datos de taquilla en estos días, pero no es de descartar que la cinta de animación Hotel Transilvania 2, que lleva dos semanas siendo el número 1 en recaudación, o Truman, la recién estrenada película de Cesc Gay con unos pletóricos Ricardo Darín y Javier Cámara, se le acerquen.

Pero además de estos, otros títulos aguardan para ser descubiertos. Es el momento, con precios bajos, de animarse a ver aquello que da más pereza cuando éstos son más altos. Es la oportunidad perfecta para visitar a Robert Redford y a Cate Blanchett en La verdad, una mirada contundente al mundo del periodismo actual, o para echarle un vistazo a Slow West, film del oeste con la presencia del admirado Michael Fassbender.

Los amantes de la testosterona cuentan con El último cazador de brujas, protagonizada por Vin Diesel, los que deseen ver Cine negro tienen Black Mass (Estrictamente criminal), con un Johhny Depp posiblemente a las puertas del Oscar, y los que se decanten por el cine minoritario pueden elegir Victoria, cinta que transcurre narrativamente en una sola noche, y formalmente en un único plano secuencia.

Quienes opten por lo nuestro y quieran ver películas españolas, además de Truman siguen en cartel Mi gran noche, de Álex de la Iglesia, Regresión, de Aleandro Amenábar o Amama, película vasca cuyas grandes críticas bien pueden recordarnos a los días en que Loreak era elevada al lugar que se merece, a lo alto de las listas de lo mejor del año, previo a la consagración que le ha supuesto ser enviada a Hollywood para intentar luchar por el Oscar 2016 a la mejor película de habla no inglesa.

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!