John Maclean, un músico escocés, ha decido ponerse por primera vez al frente de la dirección para traernos Slow West, que cuenta la historia de un joven británico que cruza el charco para reunirse con la mujer a la que ama, que se tuvo que ir junto con su padre por unos problemas. Allí, se encontrará con forajido (Michael Fassbender) que le ofrecerá acompañarle a cambio de dinero. Lo que no sabe el protagonista es que ofrecen una recompensa por las cabezas de su amada y su padre.

Tuvo muy buenas críticas en el presente Festival de Sundance y se llevó el Gran Premio del Jurado en la categoría de World Cinema.

Está protagonizada por Michael Fassbender (También productor de la película), Kodi Smit-McPhee, Ben Mendelsohn y Caren Pistorius.

De Slow West podríamos decir que es un "neo-western", puesto que respetando los cánones clásicos le impregna de un estilo renovador.El Cine independiente es el abanderado de la revolución cinematográfica; siempre se ha molestado en darle un estilo nuevo a historias que habian sido contadas hasta la saciedad. Mismamente tenemos el caso de Yo, él y Raquel, que partiendo de la historia de una grave enfermedad, plantea un estilo totalmente nuevo a la hora de contarla.

Slow West es una pelicula con una linea argumental muy simple y que no se molesta en ir más allá de lo que expone.

Desde el principio sabes que el viaje no va a acabar bien por las diferentes situaciones que van apareciendo; el descubrimiento de los carteles donde ofrecen dinero por la captura de su novia y su padre, la aparición de una banda de bandidos que quiere encontrarlos, las pequeñas trabas que la pareja protagonista se va encontrando durante el camino, etc.

Sorprendentemente es una película tranquila y contenida durante los dos primeros tercios del metraje. Apenas hay disparos y prácticamente no se le ve a nadie desenfundar los revólveres como debería ser lo normal. Simplemente será al final cuando toda esa tranquilidad se termina y la película acabe explotando por los cuatro costados.

Mediante unos flashbacks nos darán la información mínima necesaria para enterarnos de la backstory del joven protagonista (Kodi Smit-McPhee). Para el personaje de Fassbender. Al fin y al cabo es una boddy movie que trata temas tan clásicos como la soledad, el compañerismo o la búsqueda del hogar. La banda de antagonistas, servirá simplemente como la bomba necesaria para que la película salte por los aires en los últimos minutos.

Con una fotografía llena de color y una puesta en escena extremadamente ordenada, cada plano parece un cuadro recién pintado. Muchas escenas parecerán sacadas de una película de Wes Anderson.

Se la puede acusar de no ser compleja, de no profundizar en los personajes o incluso de dejar cabos sueltos; pero aun así, supone uno de los títulos más originales que nos podemos encontrar ahora mismo en la cartelera.

Una bocanada de aire fresco para una industria que no vive su mejor momento en cuanto a originalidad se refiere.

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!