Pese a su discreción, es un director que suele generar polémica Sólo tiene cinco títulos en su haber y ante una filmografía tan corta, si realizas dos películas mediocres, el público te fulmina. Así es la industria. Y Ágora jamás se le perdonó. Pero no podemos obviar que títulos como Abre los ojos o Los otros, supusieron un punto de inflexión en la industria cinematográfica española.

Ahora vuelve con Regresión, y dos joyas pulidas como son Emma Watsony Ethan Hawke. La crítica especializada no aguarda este estreno con entusiasmo; sin embargo, la realidad es que la gente está empezando a hacer colas infinitas para volver al terror de la mano de Amenábar.

Lo que muchos dudan es de si dicha vuelta al género que ya desarrolló con éxito en Los otros- junto a la entonces muy consolidada Nicole Kidman- no es sino un intento de resurgir cual Ave Fénix o de si realmente ese talento que mostró está inmerso en las profundidades del séptimo arte.

Hay dos obras dentro la cinematografía española de los 90 que son completamente generacionales: una es Historias del Kronen, de Montxo Armendáriz , y la otra es Tesis, de Alejandro Amenábar, director protagonista de esta noticia y que está al frente del cañón. De nuevo.

Nos hallamos, pues, ante películas protagonizadas por jóvenes que nos representan, ya no son cintas que hablan de la España oscura y sórdida, ese Cine repleto de cuervos y viejas que nos escrutan.

No. Con Tesis la generación de los pantalones rotos y las camisetas de Nirvana se convierte en la creadora de un discurso cargado de potencia, lucidez y vacío. Mucho vacío y un sinsentido generacional que helaba.

No fuimos pocos los que alabamos al director hispano-chileno por su gran ópera prima. Además, Tesis es de esas obras que envejecen bien.

Y si en su momento parecía un homenaje al género slasher más propio de la serie B, en otras ocasiones parece rozar casi el lenguaje de Alfred Hithcock. Alejandro Amenábar tenía talento y lo sabía, y con Tesis nos lo hizo saber a todos.

Hoy, día 2 de octubre, tiene que volver a demostrar que ese Alejandro nunca dejó de conquistarnos.

Sigue la página Televisión
Seguir
¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!