Volver a ver en pantalla grande, o verla por primera vez en una sala de Cine, según el caso, a la teniente Ripley con todo el equipo de la nave Nostromo luchando contra la amenaza de un ser alienígena que no esperaban encontrar a bordo, disfrutar de ese maravilloso diseño de H. R. Giger saliendo del estómago de un jovencito John Hurt a la hora de la comida, o volver a encontrarse con Jonesy, ese gato que es uno más en la tripulación, será posible.

La trilogía Alien se proyectará en un céntrico cine de Madrid dentro de la programación que está llevando a cabo Phenomena, The ultimate experience a base de recuperar clásicos de los 80, y en muchos casos también de décadas anteriores, en su formato original, por lo general el 35 mm, y en versión original subtitulada, en sesiones irrepetibles de una tarde para no olvidar.

La primera película de la saga, Alien, el octavo pasajero, se convirtió en 1979 en un clásico instantáneo, ya que Ridley Scott consiguió crear una atmósfera opresiva en la que la ciencia ficción y el terror se daban la mano con espectaculares resultados.

Tanto es así que hoy la película sigue siendo un icono para los amantes del género. Ocurre lo mismo con su secuela, Aliens, el regreso, en la que James Cameron aporta su toque único aunque no se sale de lo marcado por Scott y consigue un divertimento cargado de acción y humor que también supone un referente. La tercera parte, titulada sencillamente Alien 3, de la que se encargó David Fincher, supuso una decepción para muchos fans de las películas anteriores, y en su momento fue muy polémica la decisión tomada por Sigourney Weaver, protagonista de la saga y coproductora en esta entrega, de prescindir de las armas a la hora de enfrentarse a sus enemigos.

La cuarta, la que endereza de nuevo el bajón que produce la precedente y cierra las películas que componen la saga, no entra en las proyecciones que tendrán lugar el día 11 de enero a partir de las 16:30 de la tarde en el cine Callao, pero los seguidores de la teniente Ripley saldrán, seguro, satisfechos de haberse reencontrado con su heroína en la mágica experiencia que propone Phenomena, una idea que nació para recuperar el tan querido cine de los años 80 en pantalla grande, además de la asistencia del público a las salas.

Y cada vez que Phenomena organiza un evento con títulos de los que todos tenemos un grato recuerdo consigue reunir a los amantes de aquellas joyas para pasar un buen rato rodeados de fans que en muchos casos se saben de memoria las películas pero que no quieren prescindir ni de verla en cine ni de hacerlo al lado de amigos y fans que disfruten tanto como ellos de los clásicos que por una tarde se reponen.

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!
Haz clic para leer más