La saga “Dragon Quest” es una de las más renombradas en Japón en lo que a rol por turnos se refiere. Es una de esas sagas que hacen que Japón sea el país de donde llegan los mejores videojuegos de rol y que convierte a la compañía Square Enix en una gran compañía de juegos de viedo.

De hecho, “Dragon Quest” se ha convertid,o en el país del Sol Naciente, en parte de la cultura, y muchas de las palabras que se utilizan en esta saga ya pertenecen a varios de los diccionarios oficiales que actualmente se publican en ese país de Asia. Por poner un ejemplo, el nombre de uno de los hechizos que en la saga tiene la función de curar a los personajes, se ha usado desde hace tiempo entre los jóvenes, y ya es una acepción del diccionario oficial de Japón como verbo para indicar la acción de curar o aliviar a alguien, tanto literal como metafóricamente.

Además es uno de los videojuegos que mayor cantidad de merchandising genera en este país, figuras, peluches, camisetas, juegos de mesa o juegos de cartas coleccionables, son algunos de los productos que cada año reportan miles de millones de yenes a Enix y, en la actualidad, a la compañía a la que ahora pertenece, Square Enix.

“Dragon Quest III: the Seeds of Salvation” es con diferencia, el juego más célebre de toda la saga, y el que mayor expectación generó en su momento en tierras niponas, en parte porque se trató del final de una trilogía que constituyó en su momento el nacimiento de este tipo de juegos como producto de masas. Tal fue el revuelo, que la salida de este videojuego en particular, generó que el día de su estreno por todo el país se dieran faltas masivas en clase y en el trabajo por las larguísimas colas que se presentaron en las tiendas antes incluso de la apertura.

Vídeos destacados del día

Sería comparable a lo ocurrido con la salida de los últimos capítulos de “Harry Potter” en Europa y Estados Unidos.

Ahora “Dragon Quest III: the Seeds of Salvation” llega a los sistemas Android e iOS y lo hace con un sistema renovado que adapta el funcionamiento del videojuego a los requerimientos de un soporte como los móviles y las tablets, mucho más exigentes que las videoconsolas en lo que a optimización se refiere.