Un impresionante archivo se erige en la sede la Biblioteca Apostólica Vaticana, el mismo sitio que al que debe acudir Robert Langdon, el paradigmático personaje de El código da Vinci. En esta novela, el profesor Langdon recurre a la impresionante biblioteca con la intención de resolver el enigma que Dan Brown, su autor, imaginó para que el personaje interpretado por Tom Hanks en su versión cinematográfica, descifrara a lo largo de la trama.

Cuánto se le hubiera facilitado el trabajo si el misterio se le presentara ahora que el Vaticano ha decido digitalizar alrededor de tres mil documentos.

Según se anuncia, relevantes documentos que han sido parte de la historia de la humanidad, pueden ahora consultarse en el sitio web oficial de la Biblioteca Apostólica Vaticana. Recientemente digitalizados por una empresa japonesa a la que se le encargó el trabajo -NTT Data -, los interesados pueden examinar el valioso material entre el que se encuentran las "Ilustraciones de la Divina Comedia" realizadas por el genio de Botticelli, como así también un manuscrito azteca de la época precolombina.

La idea que envuelve al proyecto es la divulgación de documentación que hasta el momento era de difícil acceso, incluso para los investigadores. Con este sistema de digitalización que planea culminar en el 2018, el Vaticano pone a disposición del público en general, gran parte de la historia. Téngase en cuenta que, el volumen total de ejemplares supera el millón y medio, entre los que se cuentan unos 8.000 incunables.

¡No te pierdas las últimas noticias!
Haz clic en el tema que más te interese y te mantendremos al corriente con aquellas noticias que no debes perderte.
Libros

¿Se tratará de otra idea del Papa Francisco? Aunque no se sabe si esta propuesta surge del actual líder de la Iglesia Católica, sí es conocido que, con paso renovado, el Pontífice a dado aires nuevos a la Santa Sede, de modo que podría ser obra de su gestión. Investigadores de varias disciplinas humanísticas se sentirán favorecidos por esta ampliación de la Biblioteca, que con estas nuevas incorporaciones parece desvanecer el sentido críptico y secreto que en varias ocasiones se le adjudica a la Iglesia.

Sin embargo, el archivo secreto del Vaticano, seguirá intocable. Por el momento, un significativo cúmulo de conocimiento es puesto al alcance de la curiosidad y las ciencias.

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!
Haz clic para leer más