A lo largo y ancho del mundo quedará por años como referencia la historia del pequeño Nicolás, el joven que supo codearse con la flor y nata del PP, el que los pudo ¿engañar? a todos, hasta los más supuestamente inteligentes de los dirigentes del PP. Un joven con una imaginación prodigiosa o sencillamente una persona que ha sabido moverse como pez en el agua y llegar a saludar - invitación incluida- al mismísimo rey de España o utilizar coches oficiales tanto como para ir a un ayuntamiento o hasta colarse en los eventos más relevantes del PP, llegaba a su universidad con coches con chófer o en numerosas ocasiones conduciendo él mismo coches de alta gama.

Participó varias veces en programas de radio y tenía contactos directo con varios altos cargos del gobierno, el joven de apenas 20 años estaba verdaderamente relacionado con muchos de ellos y quizás por esa razón su historia quede por siempre llena de incógnitas, pues por más que el mismo se presentara como amigo "de fulano de tal" o manifestar que formaba parte de las juventudes del PP, eso no es suficiente para que con su inteligencia, su buena verborragia y su simpatía le abriese las puertas de los sitios en los que se movía y llegar codearse con lo mejor de lo mejor del PP, Esperanza Aguirre, Ana Botella, Arturo Fernández o el presidente de Manos Libres.

No hay que se muy listo para saber que no es cualquier persona que utiliza coches oficiales con chófer y hasta con escolta incluidos o llegar al besamanos en la coronación del rey Felipe VI, además el joven acusado de una estafa por 25 mil euros se encuentra en libertad sin cargos además de haber salido sin que se le impusiese una fianza y no existe versión oficial alguna de las interrogaciones que formuló ante la justicia.

Vídeos destacados del día

Durante casi 3 años alquiló a una conocida empresa de alquiler de coches y lo más curioso es que contaba con un adelanto de 2500 euros para poder tener el coche que deseara a la hora que lo solicitara, chófer incluido, por supuesto que invariablemente eran coches de alta gama, con frecuentes desplazamientos a Sevilla, era un cliente VIP del cual la empresa se esmeraba en mantener contento.

Aún así, quedan dudas en este sentido, pues en la mayoría de las veces demandaba lo más alto de la flota, el Mercedes clase E y los desplazamientos a Sevilla cuestan en el orden de 900 euros al día, pero la empresa se apresura a recalcar que su flota no cuenta con Audi A8, coche que también solía usar el pequeño Nicolás. Las dudas crecen a medida que salen a luz más datos, está acusado de usurpación de funciones, un delito grave, falsificación de informes públicos, también algo muy grave y, sin embargo, es dejado en libertad sin cargos ni fianza algo como mínimo muy extraño.

En el momento de ser detenido se procedió a la incautación de placas de la Guardia Civil y de Policía Nacional y el pequeño Nicolás aseguró que les fueron regaladas por sus dueños ¿conoce usted por casualidad algún cuerpo de seguridad que regale placas personales? ¿Cómo puede suceder algo así en España? ¿Cómo una persona acusada nada menos que de usurpación de funciones y falsificación de documentos públicos sea puesto en libertad sin cargos?

Intente usted un delito menor y ya verá como cualquier juez por más considerado que sea le deja a usted como mínimo con cargos y hasta puede que más que eso, sobre todo si ha cometido usted un delito de usurpación de identidad, ya no digo de funciones, sólo de identidad.

Es más que posible que el pequeño Nicolás no solo sepa más de lo que se dice sino que de verdad contase con padrinos políticos dentro del PP, los mismo padrinos a los que no le interesa que el pequeño ingrese en prisión o que declare en los medios por que si tira de la manta igual se constipa medio gobierno.

El pequeño Nicolás es un maestro del engaño, sin duda alguna, un joven muy capaz que se mueve con envidiable soltura dentro de las altas esferas y es la muestra inequívoca que una persona con apenas algo de materia gris acompañada por un poco de inteligencia puede llegar a ser - sin apenas estudios- presidente de gobierno, ministro, senador, asesor o lo que se le ocurra.

Es sólo cuestión de ponerle imaginación, mucha cara y algo de buenas palabras, afirmar tener 3 contactos con influencias y viola se te abren las puertas del paraíso y lo que haga falta, España es un país de risa, a las pruebas me remito. El pequeño Nicolás posiblemente se forre sólo recorriendo plató de TV de España y Europa. España, el reino donde cualquiera con dos dedos de frente puede ser político, tan solo basta con ser un pelín caradura, el resto es pan comido.