La encuesta del CIS publicada hoy coloca a Podemos como primera fuerza política en intención directa de voto. Según el sondeo, Podemos, con un 17,6%, superaría al PSOE (14,3%) y al PP (11,7%). Pese a ello, tras pasar esos datos por la llamada "cocina", el Centro de Investigaciones Sociológicas desciende a Podemos a la tercera posición y le augura un 22,5% de los votos en unas elecciones generales, muy cerca del PSOE y PP que obtendrían un 23,9 y un 27,5% respectivamente.

Los datos brutos de la encuesta son similares a los que se publicaron hace días en la encuesta de Metroscopia, sin embargo la estimación, tras el cocinado de los votos es radicalmente distinta.

Al margen de los condicionantes políticos o las posibles manipulaciones de la estimación de voto, el sondeo ofrece datos espantosos para el partido en el poder. Solo un 1,3% de los encuestados afirma que la situación económica sea buena o muy buena, frente al 82,2% que la juzga como mala o muy mala. Los datos se repiten cuando se juzga la situación política, que el 80,5% juzga como mala o muy mala y solo un 11% estima que mejorará el año que viene.

La corrupción es percibida como el segundo problema fundamental de la sociedad española, por detrás del paro y por encima de la situación económica. Los políticos son considerados ya el cuarto problema de los españoles.

Estos se consideran mayoritariamente de izquierdas y así, en una escala de 1 a 10 en la que 1 es el lo más a la izquierda y el 10 lo más a la derecha, casi el 60% se colocan entre el y el 5 frente al 19% que se colocan entre el 6 y el 10

Pese a la estimación del PP como primera fuerza política, el 60% de los españoles afirma que jamás les votaría.

Su gestión de gobierno es considerada como mala o muy mala por un 68,9% de los consultados contra el ínfimo 6,1% que la considera buena o muy buena. En consonancia, Mariano Rajoy inspira poco o ninguna confianza al 86,6% de los españoles. Sus ministros alcanzan cotas de desaprobación pocas veces vistas en la historia de la democracia, y es Soraya Sáenz de Santamaría la más valorada con un 2,9 sobre 10.

Cristobal Montoro, Ana Mato, Rafael Catalá o Juan Ignacio Wert ni siquiera llegan al 2.

A pesar de estos datos catastróficos para el partido en el gobierno y a solo conseguir un 11,7% de los votos en intención de voto directo, el CIS aún cree que el PP obtendrá la confianza de la mayoría de los votantes.

Hay que recordar que el trabajo de campo se realizó antes del estallido del hasta ahora último escándalo de corrupción, la Operación Púnica.

Sigue la página Podemos
Seguir
¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!