El reconocido investigador del Conicet, Gabriel Rabinovich, fue galardonado por la Fundación Bunge y Born, en la categoría Medicina Experimental al descubrir un modo de tratar ciertos tipos de tumores que son resistentes a otras terapias. Se trata de un hallazgo sin precedentes que cambia el rumbo de la enfermedad y su tratamiento.

La investigación. El científico Gabriel Rabinovich explica que los tumores necesitan de grandes cantidades de oxígeno para poder vivir y desarrollarse. Por ello es que se crean vasos sanguíneos alrededor del tumor para alimentarlo y fortalecerlo, y así es más factible que suceda una metástasis.

Esto no ocurre con todos los tumores; Rabinovich y su equipo observaron que algunos cuentan con mecanismos de protección que impiden que un tratamiento convencional, sea eficaz. Frente a este panorama, el mayor hallazgo del científico argentino fue la relación que se establece entre dos proteínas: VEGF (factor de crecimiento endotelial vascualar) y la Galectina-1. En medios argentinos, Rabinovich explicó: "En tumores sensibles a estos fármacos, el anticuerpo que captura al VEGF tiene efectos positivos. Pero en aquellos que son resistentes a estas drogas, al poco tiempo de administrarlas entra en escena un mecanismo compensatorio que dispara nuevamente la creación de vasos". Y agrega " lo que hemos podido determinar es que a los 4 o 5 días de administrar la terapia anti VEGF se detiene la creación de nuevos vasos y bajan los niveles de oxígeno".

Vídeos destacados del día

Esto logra que el tumor se desinflame y se debilite. La investigación demostró que, al bloquear la Galectina-1, la principal encargada de eliminar una posible respuesta inmunológica, se detiene la generación de vasos sanguíneos. El bloqueador es un anticuerpo monoclonal que ya está en el camino de su patentamiento. En una entrevista radial, señaló: "El Cáncer puede ser una enfermedad crónica como la diabetes, y no mortal. Eso es lo que nosotros queremos que suceda."

Trayectoria. El doctor Gabriel Rabinovich es investigador de Conicet en el Instituto de Biología y Medicina Experimental, y además, es profesor visitante de la Universidad de Harvard. Doctor en Ciencias Químicas, se especializó en Inmunología y Glicobiología. Desde hace más de dos décadas se dedica al estudio de proteínas y células tumorales. Ya había recibido el premio Estímulo a Jóvenes Científicos también otorgado por la Fundación Bunge y Born (2005), entre muchas otras distinciones del mundo de la ciencia.

La presente distinción es el más importante reconocimiento en América Latina. La Fundación Bunge y Born tiene como lema "promover la Investigación científica mediante premios, subsidios y becas y facilitar toda clase de actividades en beneficio de la comunidad en materia de educación, salud y cultura". Vale destacar que este mismo premio fue otorgado a Federico Leloir, en 1965, quien fuera Premio Nobel de Química en 1970.