Un vecino de Parla ha sido detenido por presuntamente robar identidades a través de mecanismos informáticos como anuncios falsos en páginas web. Se trata de la culminación de una investigación que se inició aproximadamente hace un año. Al presunto delincuente informático se le ha incautado todo tipo de dispositivos electrónicos y tarjetas tanto bancarias como de aparatos telefónicos.

Se trataría de un experto en informática

La Guardia Civil, como informan varios medios de comunicación regionales En Directo, ha detenido a un hombre de 37 años en el municipio madrileño de Parla por presuntamente usurpar identidades y operar a través de cuentas bancarias online de los suplantados.

El detenido era un experto informático y, como informan varias agencias de noticias, tendría numerosos antecedentes por delitos de estafa.

El detenido hacía creer a su pareja que era Policía Nacional para ocultar su actividad

Asimismo, se ha informado de que el hacker informático se hacía pasar por policía para que su pareja no se enterase de las presuntas prácticas delictivas que llevaría a cabo a través de la red. Por ello, tenía una falsa placa de la Policía Nacional. Una identificación sin numeración que fue intervenida durante el registro de su vivienda en Parla. En dicha intervención también se pudo localizar una caja fuerte cuyo interior tenía una cantidad de 20.000 euros, documentación falsa y centenares de tarjetas SIM vinculadas a teléfonos móviles, así como varias tarjetas bancarias y potentes equipos informáticos.

Las investigaciones comenzaron hace un año y se han contabilizado cinco víctimas del estafador

Se ha podido saber que agentes de la Unidad Orgánica de Policía Judicial iniciaron una investigación hace un año debido a una denuncia por estafa y usurpación de identidad por medios informáticos, concretamente a través de un anuncio falso de alquiler de una vivienda.

A esta denuncia se sumarían cuatro víctimas más a las que el hacker habría robado sus datos personales para operar de forma ilícita en sus cuentas bancarias a través de Internet.

Sin embargo, la Guardia Civil realizó una investigación para localizar la IP desde la que se había hecho el falso anuncio de alquiler de un piso. Así, los agentes pudieron detectar el terminal desde el que se estaban produciendo las actividades ilícitas y apuntaban a un hombre de 37 años, vecino de Parla, y con grandes conocimientos en el ámbito de la informática.

En ese mismo rastreo, también se pudo determinar que el detenido había realizado falsas ofertas de material sanitario en marzo del año de pasado, justo en un momento en el que existía una gran demanda de mascarillas.

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!