Varios vecinos de Aluche están denunciando el aumento de asaltos y robos tanto en viviendas como en establecimientos del barrio madrileño. Según comentan, estos se estarían produciendo en las últimas semanas en los alrededores de la calle Illescas, donde los ladrones entrarían mayoritariamente en viviendas desocupadas y en locales ya cerrados a través del método conocido como 'bumping'.

Aumentan los robos en pisos y establecimientos, según vecinos de Aluche

Al parecer, este tipo de robos estarían ocurriendo principalmente en la calle Illescas. Un vecino comenta que los ladrones habrían entrado en dos de los pisos que conforman su bloque.

Por otro lado, también se han notificado asaltos del mismo estilo en la calle Camarena, donde penetraron en una vivienda desocupada. Según informan en foros, la situación no es nueva, ya que hace dos meses, justo en épocas navideñas, hechos similares se produjeron en la calle Ocaña, también situada en Aluche.

Sin embargo, no solo se han reportado casos de robos y asaltos en viviendas de Aluche, también en establecimientos del barrio madrileño. Por ejemplo, una propietaria ha denunciado que en su salón de peluquería llevan dos robos en dos semanas: "Estoy desesperada y además ha sido por la mañana, a las 9, me lo he encontrado encima".

Los ladrones de Aluche usarían el método del 'bumping'

Hasta se desconoce el perfil del ladrón que estaría llevando a cabo dichos asaltos, pero sí ha transcendido el método empleado para poder culminar estos hechos delictivos.

Los robos en viviendas y establecimientos de Aluche se estaría produciendo a través del método conocido como 'bumping'. Se trata de una apertura ilícita de cerraduras que consiste en insertar una llave que encaje con la cerradura y, posteriormente, golpearla con un objeto (generalmente un martillo), provocando que los pistones y contrapistones se separen y finalmente provocando que la llave gire.

Por ello, se recomienda poner en las puertas cerrojos FAC y 'antibumping', que impiden que este tipo de método delictivo se produzcan.

Según informa otro vecino, gracias a la implantación de estas cerraduras hace dos años en determinadas zonas de Aluche acabaron con este tipo de robos, ya que los anteriores cerrojos, debido a su antigüedad, eran más vulnerables a ser forzados.

Por tanto, se convierte en una estrategia para poder aplacar este tipo de asaltos y robos que están atormentando a este barrio madrileño durante los últimos días, ante las denuncias de vecinos y la desesperación de quienes los han vivido, que no dudan en pedir más presencia policial para acabar con esta problemática creciente.

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!