Caso de presunta estafa a una anciana en Vicálvaro. La víctima habría sido sorprendida por un individuo que llevaría consigo unos cupones que decía estar premiados y que necesitaba ayuda para cobrarlos. Según la hija de la víctima, el estafador pudo haber hecho uso de sustancias que anulan la voluntad de la persona para poder acometer la estafa En Directo.

Unos supuestos cupones premiados, el móvil de la estafa ocurrida en Vicálvaro

Los hechos habrían tenido lugar el pasado 8 de septiembre por la mañana. En el Paseo de Artilleros, a la altura del centro de salud de Vicálvaro, la víctima que es una persona mayor fue sorprendida por un individuo.

Este, según cuenta la hija de la protagonista del suceso, le habría preguntado por una determinada calle porque tenía que cobrar unos cupones premiados del especial de agosto de la ONCE. Es en ese momento cuando entraría en escena una mujer de 35 años que se interesó por la conversación mantenida entre ambos.

Tanto el individuo como esta mujer estarían compinchados para llevar a cabo la estafa. Asegura la hija de la víctima que le contaron un engaño "para embaucarla y hacerle pensar que podía participar". Añade que pudieron también hacer uso de alguna sustancia que anula la voluntad como la burundanga, ya que procedieron a llevarla a varios bancos.

La víctima sacó dinero en efectivo de varios bancos junto a los presuntos estafadores

Finalmente, los presuntos estafadores consiguieron el favor de la señora mayor y en primer lugar la dirigieron al banco Unicaja de la calle San Cipriano. En esta sucursal bancaria consiguieron que con su cartilla del banco consiguiera sacar una gran cantidad de dinero.

Después, fue llevada a la calle Goya, donde en otra sucursal de la misma entidad bancaria sacó más dinero, mientras ellos esperaban fuera.

De repente, cuando volvieron a Vicálvaro, la mujer que actuaba de gancho afirmaría "encontrarse mal" por lo que pidió a la víctima bajarse a por agua. Esta lo hizo, pero cuando se dio cuenta vio que los estafadores habían huido en el mismo vehículo.

Es en ese momento cuando la estafa se había consumado.

La estafada tuvo que ser llevada al médico para hacerle pruebas toxicológicas

Ante la posibilidad de la utilización de sustancias que anulan la voluntad como la burundanga, la víctima tuvo que ser llevada a un centro médico para realizarla exámenes toxicológicos. Todo ello para determinar lo ocurrido y adquirir un parte de lesiones. La víctima se habría llevado un gran disgusto al volver en sí. Tras el análisis médico se acudió a la comisaría más cercana a Vicálvaro para interponer la oportuna denuncia por los hechos acontencidos.

Sigue la página Televisión
Seguir
¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!