El Gobierno cubano ha convocado un debate popular para la elaboración de una nueva constitución. La Dirección de la Cancillería de Cuba, que se encarga de los cubanos residentes en el exterior, ha informado que 1,4 millones de emigrantes podrán dar su aporte en la elaboración de la nueva carta magna.

Cubanos emigrantes podrán participar

En días pasados se conoció que el debate popular para la elaboración de la nueva carta magna de Cuba, que fue aprobado por el parlamento el pasado mes de julio, se iniciará el próximo 13 de agosto y se extenderá hasta el 15 de noviembre.

En dicho debate, al menos unos 8 millones de cubanos mayores de 16 años y que habitan en la isla podrán participar. Asimismo, se informó que 1,4 millones de cubanos que han emigrado podrán dar su aporte para la nueva constitución, pero para ellos la participación online será hasta el mes de septiembre. Los participantes podrán emitir sus opiniones, a través del sitio web Nación y Emigración de la Cancillería de Cuba, que se habilitará para tal fin.

Cabe destacar que la constitución vigente es la de 1976, que pasará a ser sustituida por esta. Una vez realizada la consulta popular, los resultados serán sometidos a un referéndum, para que luego sea aprobada por el Parlamento.

El que se permita la participación de los cubanos en el exterior es un hecho sin precedentes en la historia de Cuba, ya que desde 1959 y hasta hace dos años, el régimen cubano calificaba de “desertores” y “traidores” a la patria a los cubanos que habían emigrado.

Cambios propuestos en la nueva Constitución

El pasado mes de julio, los parlamentarios aprobaron el proyecto de la nueva constitución que será llevada ahora debate popular, con el cual se pretende modernizar al país. Entre los principales cambios planteados está el hecho de reconocer el derecho a la propiedad, es decir, se reconocerá el mercado y la actividad económica privada dentro de la isla. Sin embargo, esto será bajo el amparo del Partido Comunista de Cuba (PCC), como único gobernante.

Asimismo, se plantea fortalecer la inversión extranjera y el sistema judicial, y una reorganización del gobierno, con la creación de la figura de primer ministro y gobernaciones para las provincias. Por otro lado, está propuesta la posible legalización del matrimonio igualitario, entre otras modificaciones políticos, económicos y sociales.

El actual presidente de la isla caribeña, Miguel Díaz-Canel Bermúdez, quien relevó en el gobierno, el pasado mes de abril a Raúl Castro, ha manifestado que este proceso de elaboración de la nueva constitución, y los cambios que en ella se plantean, dan muestra de una verdadera democracia.

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!
Haz clic para leer más