Yanet Cruz Hoyos especialista en psicología que en los últimos años viene estudiando y apoyando los derechos del gay en la Habana, Cuba informa que la costumbre en la sociedad cubana está aún muy cerrada; para en realidad aceptar el casamiento entre personas del mismo sexo.

El machismo en la isla cubana, no ha permitido que la voz del género gay tenga fuerza legal en materia de la Constitución y sus costumbres.

Sin embargo, a nivel internacional son muchos los países y organismos que aceptan y prestan apoyo para igualdad de condiciones; donde estas personas puedan contraer matrimonio y adoptar niños.

Posible evaluación histórica en la Constitución cubana en apoyo al gay

En Cuba la discriminación hacia el gay es muy marcada tanto por su gente como por sus mismas leyes, alega Alina Santos funcionaria de la delegación de mujeres cubanas (FMC); es por eso que tanto el género gay como parte de la sociedad civil están unidos, tratando así de que se pueda lograr un pequeño cambio en la Constitución sobre los derechos ciudadanos.

Sin embargo, una cosa son los derechos ciudadanos y otra es la inclusión en la aceptación de que se puedan casar personas del mismo sexo. Lo cierto es que el mundo desde sus inicios ha sido sabio y de alguna u otra manera ya aceptó este tipo de convivencia; la cual es una decisión muy personal donde lo importante es la felicidad de esas personas y lo bien que ellos (a) se sientan.

Pronunciamientos de algunos organismos

La comunidad latinoamericana de homosexuales (LGBTI) demanda respeto y poder participar más políticamente, no solo en Cuba sino también en el resto de los países latinoamericanos; por otro lado, el pronunciamiento de la Iglesia ha sido en contra total de las exigencias del género gay.

¡No te pierdas las últimas noticias!
Haz clic en el tema que más te interese y te mantendremos al corriente con aquellas noticias que no debes perderte.
Historias

La pregunta que muchos se hacen es a quién perjudican o quién gana o quién pierde, esta es una pregunta que muchos se deberían hacer ya que quien pierde únicamente es la sociedad; por no aceptar una realidad en la decisión inicial y final de como desea una persona ser feliz. Nadie manda en el corazón de nadie es por eso que sería un gran paso si la sociedad comienza por respetar, la forma de vivir y ser feliz de todo ser viviente en este mundo.

El mundo desde ya ve con esperanza los grandes cambios que en los últimos años vienen ocurriendo en Cuba, es por eso que muchos evalúan esta posible inclusión en la constitución cubana, como positiva en la aceptación del casamiento de los homosexuales.

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!
Haz clic para leer más