#Brexit. Ya ha pasado más de un año desde que David Cameron, anunció que había estado negociando con los representantes de la Unión Europea con respecto a la posición del Reino Unido en la unión y que se realizaría un referéndum.

El Gabinete del Reino Unido recomendó permanecer en la Unión Europea, al igual que el Primer Ministro cuya opinión era muy marcada en permanecer, por los grandes beneficios que este podía traer tanto en el ámbito económico y social, además menciona que junto a los demás países de la UE podrían combatir el terrorismo y demás asuntos.

¿Quién tomó la decisión?

El referéndum se realizó el 23 de junio de 2016.

Durante varias horas los votantes fueron a sus lugares correspondientes de votación, y los miembros del gabinete no se quedaron atrás. De 22 miembros del Gabinete, incluido el primer ministro, 16 tomaron la posición de permanecer en la UE, los cinco restantes no.

Finalmente anunciaron los resultados, contra pronóstico de algunas de las instituciones financieras más nombradas del mundo, el pueblo inglés votó a favor del Brexit. Con 52% de votos a favor y 48% en contra, ya no pertenecerían a la Unión Europea. Ante este resultado el primer ministro inglés David Cameron anunció que, dados los resultados, el país se vería mejor bajo un nuevo mando, resultando así en la renuncia a su cargo.

Las negociaciones

Con la nueva primera ministra del Reino Unido Theresa May y en acuerdo con el Artículo 50 del Tratado de la Unión Europea que establece las condiciones para aquel país que quiera retirarse de la unión, comenzaron las #Negociaciones para retirarse de la Unión Europea.

Este proceso que llevaría dos años, o tal vez más. Las negociaciones comenzaron con la fase uno. En primer lugar, se discutieron los derechos de los ciudadanos europeos en el Reino Unido y viceversa, en este caso el Parlamento Europeo pide reciprocidad en cuanto a las leyes de tránsito y residencia de los ciudadanos.

Segundo, en cuanto a Irlanda e Irlanda del Norte; para entender este acuerdo en particular, hay que ir un poco más atrás y comprender el conflicto que ha existido entre Irlanda e Irlanda del Norte desde hace siglos. Este conflicto es tanto político como religioso, por un lado, los grupos Protestantes de Irlanda del Norte abogaban por permanecer en el Reino Unido, por el otro, la comunidad Católica prefería separarse del Reino Unido y formar ¨La República de Irlanda¨. Hoy en día una es independiente de la otra, Irlanda pertenece a la Unión Europea, por lo que Irlanda del Norte no.

Esto lleva a que las negociaciones del Brexit tengan un apartado especial para estas dos naciones.

En él, el Reino Unido mantendrá su compromiso de fomentar relaciones entre Norte y Sur al igual que evitar el exceso de control militar en las fronteras de los dos países.

Finalmente se llevaron a cabo acuerdos financieros entre la UE y el gobierno inglés. Algunos de ellos incluyen el pago de los gastos generados en el proceso de salida y contribuciones al presupuesto anual de la UE para 2019 y 2020. Estos y más acuerdos han sido establecidos en el reporte de las negociaciones publicados por ambos lados de las negociaciones.

El costo total a pagar por la llamada ¨factura de divorcio¨ llega a un total de £39b, equivalente a €45bn. Habiendo llegado a los objetivos de las negociaciones está en manos de la Comisión Europea decidir si el progreso es suficiente. Si es así, las negociaciones podrán avanzar a la segunda fase. La decisión será anunciada el 15 de diciembre del presente. #UK