Este miércoles día 25 de noviembre de 2020 saltaba la noticia que conmocionaba tanto al sector del Fútbol como al resto del mundo. La muerte de Diego Armando Maradona a los 60 años como consecuencia de un paro cardiorespiratorio ha generado un sinfín de condolencias a lo largo y ancho del mundo.

Fallecido en su casa de Tigre, en Buenos Aires, el mítico jugador de fútbol se había operado hacía unas semanas de un hematoma subdural en el cerebro. La intervención, junto con tantas otras a las que se ha tenido que someter en los últimos años, es el resultado de la vida que ha llevado el astro.

Un estilo de vida al límite, donde los problemas con las drogas, el alcohol y otras polémicas han formado parte de su día a día.

Una salud siempre en entredicho

El estado de salud de Diego Armando Maradona ha colmado desde hace décadas titulares y noticias por todo el mundo. Y es que la salud del futbolista ha estado en entredicho siempre, desde que era jugador en activo hasta sus últimos días.

Su estilo de vida provocó que tuviera que someterse a numerosas operaciones. En el año 2005, momento en el que llegó a pesar 120 kilos después de un espectacular aumento de peso, se sometió a un bypass gástrico con el objetivo de reducirse el estómago. En 2010, se vio obligado a pasar por quirófano después de que uno de sus perros le mordiera el rostro.

Así, el futbolista se operó para reconstruir el labio de arriba tras el destrozo que la mordedura le había hecho.

Dos años después, en 2012, el conocido como el Pelusa, se sometió a una nueva intervención. Esta vez para operarse de cálculos renales mientras entrenaba en Emiratos Árabes. Sin duda, un recorrido por operaciones e intervenciones fruto de sus malos hábitos que no acaban aquí.

Muchos de sus problemas de salud estuvieron relacionados también con deficiencias cardiorespiratorias.

En el año 1997, y como consecuencia de su presión arterial, fue ingresado varios días. En el año 2000, tres años después, sufrió una gravísima crisis de hipertensión y una arritmia ventricular. Además, como consecuencia de una crisis cardíaca, en el año 2004 estuvo más de diez días al borde la muerte.

Por otro lado, a principios de noviembre de este año, el entrenador de fútbol estuvo diez días internado en una clínica por deshidratación y anemia. Tras realizarle unas pruebas, los médicos le diagnosticaron un hematoma subdural que provocó que tuviera que ser operado de urgencia. Maradona se estaba recuperando en su casa de Tigre.

Maradona, positivo en cocaína y otras adicciones

El astro del fútbol ha protagonizado una relación estrecha con el mundo de las drogas y las adicciones. Fueron varias las ocasiones en las que dio positivo en drogas durante su carrera como futbolista de distintos equipos del mundo. A principios de la década de los 90, siendo jugador del Nápoles, saltaron las primeras alarmas cuando Maradona dio positivo en cocaína.

Pero no fue la única vez. En el Mundial del 94, dio de nuevo positivo, en esta ocasión por efedrina, algo que provocó que le expulsaran de inmediato del evento futbolístico del año.

Pero no solo drogas como la cocaína estuvieron presentes en la vida de Maradona. También el alcohol influyó duramente en su mal estado de salud y su fatídico desenlace. Y es que el que fuera el jugador de fútbol más laureado de su época era adicto a las bebidas alcohólicas desde hacía años.

Rocío Oliva, una de sus exmujeres, confesó recientemente que precisamente el alcohol era el principal problema de Maradona. "Diego toma pastillas para dormir", relató Oliva, "pero acá el mayor problema es el alcohol", aseguró. Rocío, además, reveló que Maradona debería internarse en un centro para tratar de desintoxicarse.

"Es necesario internarlo por su adicción al alcohol", afirmó.

El fútbol llora la muerte de un referente

A pesar de un estilo de vida al límite que ha provocado que Maradona haya perdido la vida a la edad de 60 años, el mítico jugador de fútbol será recordado como todo un referente en el deporte que le encumbró a lo más alto. El país donde Diego Armando Maradona nació se encuentra totalmente conmocionado. De hecho, Argentina ha decretado tres días de luto nacional por la muerte del astro. Muchas personalidades se han manifestado mostrando su tristeza, y el propio presidente de República de Argentina, Alberto Fernández, ha escrito un emotivo "gracias por haber existido, Diego".

Otros referentes del mundo del fútbol, como Pelé, Leo Messi o Valdano, también han reaccionado al fallecimiento de Maradona.

Pelé se ha expresado asegurando que "ojalá algún día podamos jugar con el balón juntos en el cielo". Messi, por su parte, ha escrito la frase "nos deja pero no se va, porque el Diego es eterno", y Valdano ha roto a llorar en directo al enterarse de la muerte del jugador con el que compartió triunfo con la selección argentina en el mundial de 1986.

Sigue la página Televisión
Seguir
Sigue la página FC Barcelona
Seguir
Sigue la página Fútbol
Seguir
¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!