Valencia y Manchester United, que han tenido un arranque desastroso en sus respectivas ligas, se juegan la vida este martes, en la segunda jornada de la Champions League. Ambos clubes están obligados a ganar.

El conjunto español está ubicado en el décimo cuarto lugar de la tabla de posiciones en la Liga Santander y solo ha sumado ocho puntos en siete jornadas, producto de tan solo un partido ganado, cinco empatados y una derrota.

El equipo inglés, entretanto, ocupa el décimo escalón en la Premier League. Tan solo ha logrado tres victorias en siete fechas, con un empate y tres derrotas. Su descalabro no solo se ha visto en el torneo local.

En la Copa Inglesa también ha deslucido, tras ser eliminado por el Derby County, equipo de la segunda división inglesa.

El Valencia saldrá a buscar sus primeros tres puntos

El debut del conjunto Che no fue el esperado por nadie alrededor del club. Ni sus fanáticos, ni el cuerpo técnico ni los jugadores esperaban comenzar con el pie izquierdo en la máxima competición europea de clubes [VIDEO]. Menos en la fecha que jugaba en casa. Sin embargo, la Juventus de Turín les arruinó el estreno con una contundente derrota de dos goles por cero. Los italianos no dieron tregua y, pese a no contar con su máxima figura, el portugués Cristiano Ronaldo, por espacio de una hora de juego, doblegaron a los españoles como visitantes.

Es por esa razón que partido ante el equipo inglés es de mucha importancia para el Valencia FC.

Una derrota complicaría sus aspiraciones de cara a clasificar a la próxima instancia del torneo, mientras que una victoria regresaría la paridad al grupo y les daría oxígeno.

De caer en casa ante el Valencia, el Manchester estaría en serios problemas

La temporada anterior fue de tropiezos para el Manchester United, sin título alguno en el bolsillo. La clasificación a la fase de grupos de la UEFA Champions League fue el único aliciente para un conjunto acostumbrado a darle alegrías a su afición en las últimas dos décadas. Pese a las exigencias de José Mourinho, la directiva no invirtió durante el mercado de verano y la plantilla no tuvo refuerzos, una de las probables causas del mal momento del club.

Una derrota ante el Valencia en el mítico Old Trafford este martes agudizaría el mal momento que vive el equipo, sin victorias en sus últimos partidos, lejos de los primeros lugares en la Premier [VIDEO], eliminado de la Copa Inglesa y con su peor arranque en las últimas dos décadas. Un nuevo tropiezo pudiera traer complicaciones catastróficas para su director técnico.