El Sevilla [VIDEO] viajó al teatro de los sueños de Old Trafford con una ilusión y un reto: el de clasificarse nuevamente a unos cuartos de final de la UEFA Champions League [VIDEO] ante un histórico rival, el Manchester United. Y así fue, la magia de Wissam Ben Yedder apareció al final del encuentro para darle la victoria de dos goles por uno al conjunto español.

60 años tuvieron que pasar para que el equipo andaluz volviera a estar en esta instancia, en la cual nunca habían estado desde que se juega el nuevo formato de esta competición.

No te pierdas las últimas noticias Sigue el canal Fútbol

Desde la temporada 1957-58 cuando el Real Madrid sirvió de verdugo para que este cuadro no avanzara a semifinales.

Sin embargo, lo que importa ahora es que el Sevilla pudo derrotar al equipo de José Mourinho en su casa y marcarle dos goles a David De Gea, quien parecía totalmente imbatible en el partido de ida de esta eliminatoria.

La justicia en el fútbol suele aparecer en muy pocas ocasiones, pero cuando dice presente sabe cómo hacerlo. Los españoles fueron totalmente superiores en la ida en el Ramón Sánchez Pizjuán, lugar en donde solo faltaron los goles y ahora, en Old Trafford, pudieron traducir sus ocasiones en tantos.

A pesar de todo, el primer tiempo tuvo más ocasiones de la oncena local en sus primeros 30 minutos, pero los dirigidos por Vincenzo Mntella comenzarían a tomar poco a poco cada vez más terreno para lograr tener una clara de Joaquín Correa de Cabeza al final de la primera parte.

Tocado por la varita

En la segunda parte, todo fue totalmente distinto, las ocasiones por parte del Sevilla comenzaron a ser más claras, el colombiano Luis Muriel, matador en la liga pero con poca suerte en Champions, intentaba marcar en cada oportunidad pero sin éxito.

Mourinho jugó su carta más cara del banquillo, Paul Pogba, quien ingresó por Fellaini para inmediatamente avisar con un disparo de zurda desde fuera del área, pero poco más pudo hacer en temas de asociación con los veloces Alexis Sánchez y Marcus Rashfrod o con el propio Romelu Lukaku.

Sin embargo, Montella tendría a un francés bajo la manga: Ben Yedder. En el minuto 72 el cuarto árbitro levantó el cartel para hacer ingresar al jugador que cambiaría todo por Muriel. Luego de esto, vendrían seis minutos mágicos.

Una recuperación esplendida de Franco “El mudo” Vásquez comenzó la jugada que rompería el arco de De Gea. El argentino habilitó a su compatriota, Ever Banega, con un pase entre líneas para que este, a su vez, hiciera lo propio con el recién ingresado y la mandara a guardar abajo y a la derecha tras un derechazo que vino después de un buen control y un ligero movimiento hacia la derecha. Dos minutos después, pegó un cabezazo dentro del área y para mala fortuna del portero, el balón terminó dando dos veces en los palos y una vez en el piso para terminar dentro.

El orgullo del United se hizo presente con un gol autoritario en el 84’ a quema ropa en el centro del área, de volea y de zurda para batir a Sergio Rico, pero no alcanzó para detener la victoria y clasificación de los españoles.