Hace tres días empezó la que es a mi juicio, la mejor vuelta ciclista que hay en el mundo, la nuestra, la vuelta ciclista a España, una vuelta llena de mucho protagonismo y de incógnita por saber quien será el portador del mallot rojo desde el principio hasta el final.

Los amantes del Ciclismo nos encanta este tipo de carreras, por ese nerviosismo de ver cuando comienzan los ataques, si les pillaran o no les pillaran, las subidas infernales, donde uno espera que entren en escena los grandes candidatos a ganar lanzando y pidiendo al equipo que trabaje para ellos, un equipo que demuestra si son fuertes o no, las bajadas peligrosas, donde uno se pone nervioso, viéndolos bajar y arriesgar en cada curva, temiendo que vayan a caerse los corredores.

Lo que a mi más me llena de tensión son las subidas finales, puertos con un porcentaje de inclinación bastante alto, que hace que las bicicletas se peguen al asfalto y que según van subiendo se encuentran la marea de aficionados que llenan la carretera casi sin dejarles pasar, cosa que a mi me pone nervioso a la par que resta un poco de emoción de ataques ya que hay dificultad para atacar.

Decir que este año hay para mi varios favoritos para ganar la vuelta y que harán de esta una gran vuelta, Quintana, Froome, Contador, Valverde y otros ciclistas que aparecerán en la montaña seguro y que me dejo darán emoción a la montaña, como serán los corredores del Belkin o del BMC.

Para mi el favorito es Quintana, el colombiano, es un grandisimo escalador y la verdad es que me gustaría que ganara no solo esta vuelta sino todo lo que corra, el motivo, muy fácil, es un joven ciclista que su vida no fue fácil y que se hizo ciclista cuando de pequeño tenía que ir al cole en bici subiendo y bajando todos los días unas cuestas enormes, así se hizo tan buen escalador como es, así que espero y deseo lo mejor para este corredor y la verdad es que tanto el como el equipo Movistar han empezado bastante bien, ganaron la contrarreloj por equipos, sacando al segundo 5 segundos.