Cerdeña es una isla con miles de años de historia a sus espaldas. En sus tierras han vivido un buen número de pueblos y todos ellos han dejado en ella una parte de su esencia, incluso los más antiguos.

La isla está plagada de vestigios históricos que bien merecen una visita, uno de los más populares son las Tumbas de los Gigantes.

En Cerdeña no es difícil encontrar construcciones nuraghicas efectuadas por civilizaciones indígenas y que a día de hoy siguen siendo todo un misterio ya que no se sabe mucho de ellas.

Los nuraghi consisten en construcciones circulares de piedra en forma semejante a la de una torre. Los bloques de piedra se sujetan entre sí debido a la presión, sin usar ningún tipo de argamasa para unirlos, de forma similar a como se construyen los iglús.

Anuncios
Anuncios

Su uso sigue siendo una incógnita, arqueólogos e historiadores todavía no han podido descubrir si eran edificaciones de tipo defensivo o si tenían algún uso religioso o astronómico.

En la época nurágica se llevaron a cabo unas construcciones conocidas como Tumbas de los Gigantes. En este caso está claro que se trata de construcciones funerarias en las que los sardos enterraban a sus muertos. Cada una de las tumbas tenía capacidad para albergar entre 100 y 300 cuerpos.

Estas construcciones megalíticas no tienen semejanza con otras que se pueden encontrar en el resto de Europa. La cámara funeraria tiene entre 5 y 15 metros de largo y entre 1 y 2 metros de altura. La entrada queda delimitada a través de una puerta con forma similar a un semicírculo. Junto a la tumba es habitual encontrar un obelisco que se cree que simbolizaba a los dioses o ancestros que velaban por los muertos.

Anuncios

Uno de los yacimientos mejor conservados es el de Coddu Vecchiu, datado en el 2.500 a.C. La parte que más destaca de esta construcción funeraria es la frontal, que consiste en grandes losas de granito colocadas en vertical, en la que hay esculpidos diversos motivos y que cuenta con una pequeña puerta en la parte inferior.

Para seguir conociendo el arte sardo otra opción es visitar el Pozo Sagrado de Santa Cristina. Descubierto en 1953, a día de hoy todavía se siguen haciendo excavaciones en la zona y se la considera la muestra más representativa de arte sacro nurágico de toda la isla de Cerdeña. #Unión Europea