El poeta Juan de Loxa sentía que sus navidades eran tempestades de las que debía huir. En sus años de juventud, escapaba a París, ahora se refugia en Madrid. Son fechas que movilizan sentimientos y emociones, algunos como de Loxa, prefieren irse lo más lejos posibles, otros regresan y muchos deben permanecer fuera, anhelando volver.

Hasta marzo del 2015, según el Padrón de Españoles Residentes en el Extranjero (PERE) se registraban 2.183.043 de inscriptos. Muchos de ellos son extranjeros con doble nacionalidad que han decidido regresar a su país de origen. El mismo organismo estima que en el continente americano se han instalado más de 81 mil españoles durante el último año.

Europa es el otro destino preferido, en el momento de emigrar, cerca de 40 mil personas eligieron quedarse un poco más cerca. Asia ha recibido alrededor de 3 mil españoles durante el 2014 mientras que a África llegaban unos mil, a Oceanía lo hacían cerca de 800.

Albert Nomarsky nació en Terrassa, una pequeña localidad a 20 kilómetros de Barcelona, hace 30 años. Vive en Bristol desde el 2012 y es el creador de bristoleños.com un sitio que nació como respuesta a las necesidades de su emigrado autor.

Albert trabaja para una empresa alemana como ingeniero y cubre la zona sur de Gran Bretaña. Apasionado de los viajes confiesa haber recorrido más de 40 pueblos y ciudades durante estos años 3 años.

“Con la globalización y la propaganda americana en TV, creo que cada vez se está uniformando más las tradiciones en Europa y existen pocas diferencias entre países.

En Bristol y Bath me encanta visitar sus mercados navideños, sobre todo el de estilo alemán, con todo el ambiente y gente comprando. Da mucha vida a las ciudades”, responde al ser consultado sobre los sitios que más le gustan en navidades. Respecto a las costumbres inglesas destaca “si tengo que centrarme en algo más británico, me gusta disfrutar del "Mulled Wine". Un vino que se sirve caliente y está hecho con frutas, acompañado de un "mince pie", una tarta de frutos secos y licores, muy popular.”

María es actriz, segoviana de 34 años, lleva 4 años en Argentina, acompañó el regreso de su novio Pablo y luego se quedó con él en Mar del Plata “sin pensarlo mucho” según explica.

“Lo que más me gusta de las navidades aquí es el calor. El 25 vamos a pasar el día en la playa, con amigos.” Tal vez el calor hace que no eche tanto de menos su tierra en estas fechas particulares.

Albert asegura que “lo que más extraño es la vigilia de Reyes Magos, con las cabalgatas, los preparativos y abrir los regalos.

Aparte de eso, en Barcelona se organiza el "Cap Nen Sense Joguina", un programa benéfico de radio (con el que ayudar a los niños en situación menos favorable), al que siempre iba y se había convertido en todo un ritual.”

María extraña los preparativos de la cena en casa de su abuela y el olor a madera quemándose en la hoguera. Pero reconoce que “pasar nochevieja con 35º es fenomenal, todo parece divertido y se convierte en un buen plan.”

De los cerca de 125 mil españoles que dejaron España durante el 2014, la gran mayoría residía en Galicia y Madrid, siendo estas las comunidades con más expatriados en territorio extranjero.

 

 

 

  #Unión Europea #Emigración