Las herramientas digitales que la tecnología pone a nuestra disposición permiten el desarrollo de nuevas tendencias laborales. Embarcarse en un viaje alrededor del mundo sin renunciar al puesto de trabajo es ya una opción para muchos. Cada vez son más los profesionales que llevan su trabajo a cualquier parte, gracias a un ordenador y conexión a Internet. Esto es lo que se conoce como nómada digital.

Años atrás, la idea de viajar por el mundo y trabajar a la vez podría sonar disparatada, sin embargo, esta forma de vida nómada empieza a ser más común entre los jóvenes que se ven atrapados en un sistema laboral que consideran obsoleto.

Anuncios
Anuncios

El perfil de nómada digital se asocia, normalmente, a personas que lo dejan todo y se van a recorrer mundo con un mapa y una mochila a sus espaldas, no obstante, muchos cuentan con un contrato laboral o trabajan como #Freelance.

Este es el caso de Valen, fundadora y redactora jefe de Nómadadigital, proyecto que se encarga de establecer contacto con #Nómadas digitales de todas partes del mundo para compartir experiencias, impartir charlas e incluso facilitar colaboraciones en proyectos laborales. Para ella: “La vida Freelance te da poca seguridad pero mucha flexibilidad así que aprende a usar la segunda para suplir la primera”, cuenta Valen en su artículo 10 cosas que aprendí en mi primer año como Freelance para Nómadadigital.org.

Andrés Vögler es uruguayo y estudió Tecnologías de la Información, tras 7 años trabajando en una oficina, decidió dedicarse a viajar y a su blog Bitácorasdeviaje.com.

Anuncios

Andrés también ha publicado el ebook Cómo Viajar con Bajo presupuesto, y ganado numerosos premios que le acreditan como uno de los mejores blogueros de viajes (“Fitur Best Travel Blogger Uruguay 2016”, entre otros).

Cuando Andrés empezó a viajar por su cuenta, se encontró con los altos precios que ofrecían las agencias de viajes, por lo que decidió emprender su propia ruta. “Desde entonces, ya no pude dejar de viajar, aprendí la diferencia entre un viajero y un turista, aprendí a vivir los viajes desde dentro, desde lo local”, cuenta Andrés en su blog, que ahora dedica a ayudar a la gente a seguir sus pasos, a través del blogging, guías de viaje y viajes en grupo.

Trabajar y viajar puede ser tentador, pero no todo son ventajas. La soledad es la queja más común entre los que trabajan desde casa. Los nómadas digitales hacen frente a sus propias crisis de inseguridad, soledad y falta de relaciones cara a cara. “En ocasiones, sí me he sentido sola al pasar tantas horas frente al ordenador.

Anuncios

Pasas de tener compañeros de trabajo, a ser una única persona”, cuenta Isabel González en el blog Javierbarros.com. Isabel dejó su trabajo para dedicarse al blogging y a la gestión de redes sociales, ayudando como Freelance a pequeñas empresas. Para ella, hacer networking y conectar con gente con la que sentirse identificado es fundamental. Asimismo, es importante entablar relaciones con la comunidad viajera local y crear una red de contactos propia.

Herramientas como Google Hangouts, Skype o Slack, ayudan a que la comunicación fluya entre trabajadores y freelancers de manera que surjan nuevos proyectos y ofertas profesionales en mercados Freelance. Plataformas como twago.es establecen contacto entre particulares y empresas y los expertos que éstas necesitan para sus proyectos. Su funcionamiento se basa en: describir el proyecto gratis, recibir ofertas de los freelancers y elegir al experto para el proyecto.

La idea de trabajar en la playa, en una cabaña en el bosque o en una ciudad bulliciosa puede resultar atractiva, sin embargo, un #estilo de vida nómada no encaja con la personalidad de cualquiera. Recuerda que antes de embarcarte en un largo y duro viaje como lo es éste, haz tu propia búsqueda, planea bien tus objetivos, rodéate de las personas adecuadas y, sobre todo, disfruta del camino.