Recorren los pueblos, las ciudades, algunas vienen por mar, otras acompañadas de elefantes, ¿sabes de quién hablamos? Sí, lo has acertado: las Cabalgatas de los Reyes Magos. El 5 de enero los niños tienen una cita con ella. La víspera del día de Reyes es una fecha mágica para todos los niños. Esperan que el día 6 sus queridos Melchor, Gaspar y Baltasar les traigan los regalos que han pedido. Las cabalgatas de Alcoy, Granada, Madrid y Barcelona son espectaculares. Y después de la cabalgata, tres cosas: acostarse pronto, poner los zapatos y comer Roscón de Reyes al día siguiente.

La primera cabalgata de nuestro país fue la de Alcoy, en Alicante en el siglo XIX.

Anuncios
Anuncios

Los Reyes no van solos, les acompañan los pajes, que allí se les llaman "negres". Son estos los que suben a los balcones del pueblo a entregar los regalos. Los padres de los niños agradecidos les recompensan con dulces y licores. La cabalgata termina en la Plaza de España.

La cabalgata de Granada ya tiene más de un siglo. Las numerosas carrozas que llevan a los Reyes Magos y sus pajes siempre hacen el mismo recorrido. Comienzan en la calle Gran Capitán y terminan en la plaza del Carmen. Los Reyes Magos suben al balcón del Ayuntamiento y saludan a los niños que llevan horas esperándolos con mucha ilusión.

El 5 de enero, Madrid se llena de luces y música por la tarde. El centro de la ciudad se colapsa de niños y padres que quieren ver de cerca a los Reyes Magos. Más de 30 carrozas desfilan cada año por las calles centrales de la capital.

Anuncios

Comienza el desfile en Nuevos Ministerios y finaliza en la plaza de Cibeles frente al Ayuntamiento. En el resto de los distritos de la ciudad también hay cabalgatas, así que ningún niño de Madrid se queda sin ver a Melchor, Gaspar o Baltasar.

A Barcelona los Reyes Magos llegan en barco. Allí son recibidos cada año por el alcalde de la ciudad y muchos niños que no quieren perderse ese momento. Los Reyes comenzarán su desfile por la tarde hasta la Fuente de Montjuich. Los zancudos y los pajes son los encargados junto con sus Majestades de repartir caramelos entre todos los niños que están esperándolos.

Roscón de Reyes, el dulce del día 5 #Navidad

Tenemos que darle las gracias al rey Felipe V en el siglo XVIII por habernos traído de Francia la tradición del Roscón de Reyes. La Historia cuenta que en Francia se celebraba la fiesta de Le Roi de la Fave en el siglo XI. Metían un haba en una rosca dulce y quien la encontraba era coronado "Rey" durante ese día. Hoy día se mete en el Roscón una figurita de cerámica (si la encuentras tendrás prosperidad) y un haba (si la encuentras tendrás que pagar el Roscón).