Anuncios
Anuncios

La IA ha entrado en nuestras vidas añadiendo un valor de calidad y creación nunca antes imaginado. Sus aplicaciones van desde la toma de decisiones, la creación de modelos de negocio y la construcción y mejoramiento de sistemas.

Breve historia de la inteligencia artificial

Los orígenes de la Inteligencia Artificial (IA) se remontan a los años cincuenta, cuando Allan Turing, científico matemático inglés, lanzó su propuesta de la Prueba de Turing, para determinar si una máquina poseía o no inteligencia. A partir de ese momento, se desencadenó una intensa y fructífera carrera en el campo de la ciencia y la #Informática, que ha pasado por los sistemas expertos japoneses en los ochenta; el programa ALICE a principios del 2000, hasta los más sofisticados avances en robótica de las últimas décadas.

Anuncios

Japón es uno de los principales exponentes internacionales del más impresionante desarrollo en el campo de la robótica, que ha dado al mundo notables creaciones como el Robot Asimo; un robot humanoide creado por la compañía Honda en sus inicios como un asistente para ancianos. Recientemente, #Google ha creado un programa informático con la compañía británica DeepMind como contendiente contra un experto jugador profesional de ajedrez, lo que implicó un gran reto de complejidad para sus creadores.

La revolución de las máquinas

Una de las más recientes creaciones en #Inteligencia Artificial creada por Google, es la Machine Learning, o aprendizaje automatizado por el estudio de los algoritmos. Es una idea bastante novedosa que pretende desarrollar procesos de aprendizaje para enseñar a las máquinas a pensar por sí mismas.

Anuncios

Junto a éste, Google ha presentado otros proyectos innovadores, Al Duet y Quick Draw, que utilizan un programa de redes neuronales que mejora con la experiencia y el uso.

Estas y otras innovaciones están abriendo infinitas posibilidades de desarrollo en diversos ámbitos de nuestra vida. El reconocimiento de voz, huella digital, lectura del iris y procesamiento de lenguaje son cualificaciones añadidas a productos informáticos como ordenadores, móviles inteligentes, coches autónomos, etc. Muchos productos del gigante Google están incorporando estas técnicas que mejoran sin lugar a duda, la experiencia de los usuarios. El asistente de Google se ha convertido en una herramienta fundamental y fuente de información recurrente en internet.

Están disponibles actualmente, al público y de forma gratuita en internet, algunas redes neuronales e Inteligencias Artificiales IA, como Tensorflow. Amazon también se ha unido a la carrera y ha publicado recientemente, su propia red neuronal en internet. Estas nuevas tecnologías no sólo mejoran nuestra experiencia, sino que también son capaces de transformar por completo el panorama de nuestro futuro, cambiando la manera como nos relacionamos, trabajamos, compramos, invertimos; nuestra actividad física, mental y nuestro mismo entorno.