Eran las 6:00 de la mañana aquí en España cuando ha comenzado la conferencia de #BethesdA. Muchos de nosotros, esperábamos una nueva entrega de The Elder Scrolls o una nueva IP, pero no. Bethesda, siendo directos, ha realizado una de las peores conferencias que se han realizado en los #E3 hasta ahora, y por ello, vamos a repasar qué ha pasado con Bethesda.

Las "novedades" ya vistas

Bethesda nos ha traído un vídeo animado de algo llamado “BethesdaLand”, donde nos muestra los juegos que ya han sido publicados (por si se nos habían olvidado), y para más inri, nos muestran el nuevo Fallout 4 VR (que no tiene nada de sorpresa) y el nuevo DOOM VFR con un sistema de movimiento que acaba con todo lo que representaba la acción de DOOM.

Anuncios
Anuncios

Pero aún no hemos terminado con las “novedades”.

Después, con un montaje muy colorido, nos vuelven a hablar de The Elder Scrolls Online y de su nuevo contenido que ya estaba filtrado y más que visto. Por otro lado, Bethesda anuncia Creation Club, donde podremos crear mundos nuevos en Fallout 4 y Skyrim (como Super Mario Maker). Y siguiendo con Skyrim…

Skyrim tira del carro

Con un vídeo que nos podría hacer pensar que estamos ante un nuevo TES, Bethesda nos baja bruscamente de las nubes con su juego de cartas The Elder Scrolls: Legends y su expansión de Heroes of Skyrim (porque recordemos que Bethesda quiere ser Blizzard). Como era de esperar, Bethesda anuncia The Elder Scrolls V: Skyrim para Nintendo Switch (después de enseñarse el año pasado en el tráiler de Switch), con su sistema de control que no acaba de parecer cómodo y una muestra de la skin de Link para el juego.

Anuncios

A partir de aquí, se anuncian las novedades de la conferencia.

Más secuelas

Bethesda abre su lista de novedades con Dishonored: Death of the Outsider, una expansión de Dishonored 2 (para que no dure tan poco el juego). Después, se lanzan los tráilers (muy largos para mi gusto) de The Evil Within 2 y Wolfenstein II: The New Colossus, con un pequeño trailer-gameplay al final de cada uno que apenas muestra nada del juego, por lo que podrían haber acortado esos tráilers tan largos y meter gameplays, que, a fin de cuentas, es lo que el público quiere ver y no tanta cinemática y montaje de vídeo para intentar convencernos de comprar los juegos.

Resumiendo

En definitiva, Bethesda no ha logrado sorprender con nada. Tres cuartos de conferencia (y eso que ha durado 40 minutos) son de cosas que ya hemos visto y los únicos dos juegos nuevos que van a sacar, los muestran con dos tráilers más largos que un capítulo de Sherlock. Esperábamos gameplays, nuevas IPs y en general algo más que no sea ver lo que ya tenemos en nuestras estanterías. En pocas palabras, Bethesda no ha dado ni de lejos una buena conferencia y esperemos que las siguientes sean mejores. #videojuego