Esta prohibición estadounidense se extiende a todos los dispositivos electrónicos más grandes que un teléfono inteligente, ya sean tablets u ordenadores portátiles, por medidas de una precaución contra el terrorismo. Dicha prohibición aplica para los vuelos de llegada en 9 aerolíneas que operan en 10 aeropuertos. Los teléfonos no se ven afectados con esta medida.

La prohibición británica fue anunciada horas después de la medida estadounidense, en este caso la medida es similar, pero se aplica a diferentes compañías aéreas. Downing Street afirmó que los pasajeros no podrán llevar sus computadoras portátiles en el equipaje de mano en los vuelos directos entrantes procedentes de Turquía, Líbano, Jordania, Egipto, Túnez y Arabia Saudita.

Anuncios
Anuncios

El gobierno turco marcó su posición al respecto y dijo que la prohibición de #Estados Unidos estaba mal y debía ser revertida.

El ministro de Transporte canadiense Marc Garneau dijo que su país también esta evaluando aplicar estas restricciones electrónicas en las cabinas de los aviones.

British Airways y EasyJet son un par de las compañías aéreas que han acatado la prohibición en el Reino Unido. Mientras que las compañías aéreas afectadas por la prohibición de Estados Unidos son: Royal Jordanian, EgyptAir, Turkish Airlines, Saudi Arabian Airlines, Qatar Airways, Royal Air Maroc, Qatar Airways, Emirates y Etihad Airways.

La medida se basa en la sospecha de parte del departamento de inteligencia de Estados Unidos de un posible complot extremista. Según funcionarios entrevistados por la agencia de noticias Reuters, esta nueva medida no tiene relación con los esfuerzos del presidente estadounidense, Donald Trump por prohibir la entrada a extranjeros a su país.

Anuncios

Si eres un fanático de los viajes o si sigues las noticias con respecto a las medidas que ha ido tomando el gobierno de Estados Unidos desde la llegada de su actual presidente esto puede ser de interés para ti.

¿Qué opinas de estas recientes restricciones? Esperamos tus comentarios y conclusiones. #Trump #tecnología