Hoy en día, Internet es un lugar de todos, un lugar donde podemos encontrar y publicar contenido de todo tipo aunque éste no sea siempre el adecuado o el más seguro. Para evitar la difusión de contenido inadecuado, en este caso contenido extremista y terrorista, las grandes redes sociales de Internet conocidas hoy en día (#Facebook, Twitter y Youtube) han comenzado a liderar una lucha activa en contra de este tipo de publicaciones.

Así, se ha decidido que crearán una base de datos común a ellas en la que se compartirán los llamados hashes (que no son más que identificaciones digitales únicas asignadas a fotografías y vídeos de manera automática) de temática radical o terrorista que han sido borrados para que, de esta manera, éstas puedan ser identificadas en el resto de plataformas y puedan ser igualmente suprimidas.

Anuncios
Anuncios

Con esta medida de colaboración entre las #Redes Sociales, se espera que todo este tipo de publicaciones, puedan llegar a ser completamente erradicadas y, así mismo, poner freno a la promoción del #Terrorismo que ha surgido en Internet en estos últimos años. Así, han sido hasta ahora, los usuarios los que también colaboraban en gran medida en esta iniciativa mediante la denuncia de cualquier tipo de publicación que incitara al radicalismo o al terrorismo. Tras ello, la publicación denunciada era revisada por una serie de moderadores que decidían si el contenido debía ser eliminado.

Después de haber sido debatida esta medida, serán las compañías las que dictaminen que tipo de contenido audiovisual será finalmente incluido en la base de datos y, por lo tanto, será automáticamente eliminado.

Anuncios

Se espera que la base de datos esté completamente operativa a comienzos del año 2017.

Tras haber recibido todas las compañías una cantidad alarmante de denuncias (alrededor de un 25%) ante contenido de incitación al odio (antisemita y antimusulmán), éstas se han puesto manos a la obra para acabar con ellas y así emprender un camino que incite a la tolerancia y, finalmente, erradique todo contenido racista y xenófobo.