La generación 5G, que empezará a introducirse a partir del próximo año y cuya implantación total en el mercado se prevé para 2020, supone no sólo un aumento en la velocidad de navegación, sino la base sobre la que se desarrollarán nuevas formas de comercialización móvil basadas en la Realidad Virtual y experiencias mucho más inmersivas.

Fusionando el 5G con las tecnologías de Realidad Virtual y Aumentada

La estandarización del 5G en 2020, año en el que se estima que habrá cerca de 20,8 billones de dispositivos conectados (frente a los 6.4 billones de 2016), pondrá a disposición del usuario una velocidad de navegación media de 10.000 Mbps, además de un aumento en la capacidad de consumo mensual.

Anuncios
Anuncios

Esta #tecnología abre las puertas al desarrollo de campañas de marketing móvil a través de vídeos 4K (ultra HD), vídeos de 360º o contenido de Realidad Virtual y/o Aumentada de alta calidad. De este modo, el cliente puede experimentar destinos o establecimientos antes del viaje de forma mucho más realista, lo que le facilitará la toma de decisiones.

En el sector turístico, la humanización de las estrategias de marketing y comunicación mediante estas herramientas, supone una gran oportunidad que facilita generar contenido más experiencial, que conecte con las necesidades de viajar del cliente desde una perspectiva más humana.

Punto de inflexión para un sector turístico todavía muy tradicional

Cuando el sector turístico sigue todavía adaptándose al abanico de posibilidades que se abrió con el 4G, que va desde anuncios en formato vídeo a retrasmisiones en directo, es momento de ver la llegada del 5G como una oportunidad para diferenciarse, más que como una dificultad añadida a la que enfrentarse.

Anuncios

Aquellas empresas capaces de explorar las posibilidades que ofrece la Realidad Virtual a la hora de interactuar con el cliente y generar contenido de calidad, tendrán, sin duda, una gran ventaja frente a aquellas que sigan ancladas a las fórmulas que ya conocen.

Ejemplo de ello es el grupo Thomas Cook, que ya empezó en agosto de 2015 a explorar la Realidad Virtual como herramienta para aumentar sus ventas. Entre las acciones realizadas, enviaron 5.000 gafas Cardboard, invitando a sus clientes a tener una #experiencia virtual en determinados destinos, con la intención de animarles a vivir esa experiencia en carne y hueso. También Pangea, en colaboración con MSC Cruceros, ha empezado a ofrecer recorridos virtuales por los cruceros mediante Samsung VR Gear, con expectativas de incentivar la venta de este tipo producto vacacional.

No sólo empresas, sino también los propios destinos, deberán empezar a desarrollar estrategias de este tipo si quieren mantenerse al pie del cañón en una sociedad cada vez más digital. Además, conviene tener presente que la Realidad Virtual es sólo el primer paso de una evolución mucho más avanzada, de la que ya se empieza a oír hablar como Realidad Mixta (realidad híbrida que combina la realidad virtual con el mundo físico a tiempo real). #Turismo