CC Buddies es el nombre de la organización delictiva que ha diseñado el dispositivo clonador de tarjetas, y que es capaz de clonar hasta quince por segundo, una velocidad de vértigo al servicio del delito.

El dinero digital se ha convertido en la modalidad de transacción comercial más habitual, llegando al punto en que ya se usa para realizar pagos menores como el café de media mañana o el importe de un estacionamiento, lo cual ha llevado a los delincuentes a buscar fórmulas para sustraer de forma ilícita el dinero de las tarjetas bancarias. La clonación de las mismas a partir de la banda magnética es una actividad que por desgracia lleva mucho tiempo conviviendo con nosotros, técnicas como colocar un lector de bandas en los cajeros automáticos e incluso en establecimientos comerciales de dudoso proceder es un hecho delictivo que a menudo se ve reflejado en las secciones de sucesos de las noticias de la prensa escrita y los telediarios, existe un gran número de bandas organizadas dedicadas a este lucrativo negocio criminal.

Anuncios
Anuncios

Pero la noticia de que se puede comprar en la denominada Deep Web o #Internet profunda un dispositivo capaz de clonar tarjetas sin contacto físico, necesitando tan sólo una distancia aproximada de ocho centímetros (alguien pegado a ti en una cola del cine o del metro) ha hecho saltar las alarmas y puesto en alerta a los emisores de dichas tarjetas, que no sólo son los bancos, sino estados como el alemán, ya que al parecer los nuevos documentos de identidad expedidos a sus ciudadanos serían susceptibles de ser clonados.

El diabólico artefacto se vende de manera ilícita en la red Tor, que es una red de comunicación en la cual la IP queda en el anonimato, debido a la manera en la que se navega a través de ella, el precio que tiene es de 1,2 bitcoins, unos 729 €, pesa en torno a los 70 gramos y su tamaño es ligeramente inferior al de un smartphone, claro está que su eficiencia está por ver, ya que la misma naturaleza delictiva de quienes lo diseñaron puede dejar en una mera estafa su puesta a la venta, obviamente, esto no es un teléfono móvil de última generación con garantía de fábrica.

Anuncios

#Robos #Historias